La CVC entregó implementos para combatir incendios forestales en Cali

La Corporación hizo la entrega de estas indispensables herramientas al Cuerpo de Bomberos Voluntarios de Cali y a la brigada de la vereda El Mameyal.

El fenómeno de los incendios forestales se ha convertido en uno de los mayores problemas ecológicos que sufren nuestros bosques y montañas. El fuego reiterado provoca una merma en la capacidad de la vegetación para recolonizar el terreno o tapizar el suelo. Las pronunciadas pendientes aumentan además el potencial de erosión, generando suelos cada vez menos productivos. Movimientos o desprendimientos en masa, avalanchas, inundaciones, colmatación de embalses y desertización son consecuencia del paso repetido del fuego por nuestros ecosistemas.

Con el propósito de seguir fortaleciendo el accionar del Cuerpo de Bomberos de Cali en su lucha contra los incendios forestales y, por supuesto, proteger los cerros tuterales de la ciudad, la CVC hizo entrega hoy de 250 batefuegos y 134 bombas de espalda, equipos muy oportunos que ayudarán en su arduo trabajo.

La entrega, que hace parte de la estrategia integral de la Corporación en la atención y prevención de incendios forestales se realizó en Cristo Rey, donde también participó la brigada de la vereda El Mameyal, quienes recibirán parte de las herramientas porque su comunidad se ha capacitado en la extinción de incendios forestales.

“La inversión realizada en estos equipos es cercana a los 100 millones de pesos y llega a reforzar lo que hemos entregado anteriormente, como los reservorios de agua, las cámaras térmicas de detección de incendios forestales y la restauración de 17 hectáreas con siembra de árboles y especies piroresistentes. Simbólicamente, hoy hemos sembrado los primeros 10 árboles de los 8 millones que me he comprometido a sembrar durante mi cuatrenio y también hemos liberado a una pigua rehabilitada por nuestro equipo de atención veterinaria, con estas acciones estamos más cerca de la gente y más preparados”, destacó Marco Antonio Suarez Gutiérrez, director general de la CVC.

De igual manera, el directivo recalcó que la ayuda llega en esta primera temporada seca del año y aunque a la fecha no presenta ninguna condición extrema, se debe estar alerta, pues las temperaturas que se han presentado secan la capa vegetal y se hace más vulnerable a los incendios.

“Estos son equipos manuales, pero sin duda son importantísimos en el control de los incendios, teniendo en cuenta que no a todos los terrenos e incendios se puede llegar para controlar con agua. Este equipo nos va a reforzar, pues con los últimos incendios los que teníamos quedaron muy deteriorados”, afirmó el subteniente John F. Rodas, coordinador de emergencias de los Bomberos de Cali.

Es de resaltar que los batefuegos son herramientas muy utilizadas en las operaciones de extinción de incendios forestales de corte bajo, con los que se dan golpes al material que produce el fuego o lo que esté alrededor de este. Las bombas de espalda servirán para ayudar a los bomberos en casos donde el acceso con manguera o carro tanques sea más difícil. Tienen una capacidad de 20 litros cada una.

Cargando