Educación

Quinchía regresa a clases pero Pereira y Dosquebradas siguen en anormalidad

Se levantó el paro indefinido de los maestros en el municipio de Quinchía; sin embargo, los del Área Metropolitana seguirán protestando.

()

Luego de una reunión entre los docentes, padres de familia, estudiantes, directivos de Cosmitet, secretarios de educación, los representantes del Ministerio Público, la SuperSalud y Fecode, se acordó el nombramiento de un médico para la sede de Cosmitet en Quinchía con el objetivo de recuperar la atención hospitalaria que estaban exigiendo los maestros y que los tenía en paro desde hace tres semanas.

"Esto es algo positivo y un buen mensaje en razón a la educación en el departamento de Risaralda. Una larga sesión de trabajo con el sindicato y llegamos a grandes noticias positivas en razón al servicio salud de los docentes del departamento y a la normalidad académica en Quinchía", afirmó Leonardo Gómez, secretario de educación de Risaralda.

Sin embargo, los docentes aseguraron que han perdido la fe en la EPS Cosmitet por eso no volverán a clase hasta que ya el médico esté trabajando en la sede del municipio; en ese momento, los casi 5 mil estudiantes podrán retornar a clases.

Lea también: Caletas con material de guerra fueron halladas en Risaralda.

Por otro lado, pese al plan de contingencia que se está diseñando por parte de las secretarías de educación de Pereira y Dosquebradas para la contratación de todo el personal que se requiere en los colegios, los docentes han asegurado que van a continuar en anormalidad académica hasta tanto la planta de personal esté garantizada.

"La presión que adelantamos con la anormalidad académica ha llevado a los secretarios de educación a definir un plan de contingencia en el proceso del nombramiento de los conserjes, aseadores, bibliotecarias, tesoreras, granjeros y el nombramiento de los maestros que hacen falta en las instituciones. La anormalidad académica seguirá, la junta directiva definirá en qué momento se levanta en Pereira y Dosquebradas, hasta que no esté la planta completa"manifestó Didier Valencia, presidente del Sindicato de Educadores de Risaralda.

Así las cosas, mientras en Quinchía se van a retomar las clases normales, en Pereira y Dosquebradas los docentes solo dictarán la mitad de las jornadas; una situación que sigue afectando a miles de niños, niñas y adolescentes de esta zona del país.

Cargando