De cada 100 campesinos que viven en Colombia, 62 son pobres y 25 indigentes

Un informe del gobierno advierte que la inmensa mayoría de los campesinos colombianos vive entre la pobreza y la indigencia y que pesar de la mejoría de los últimos cuatro años, sus condiciones de vida siguen siendo lamentables

Un informe del gobierno advierte que la inmensa mayoría de los campesinos colombianos vive entre la pobreza y la indigencia y que pesar de la mejoría de los últimos cuatro años, sus condiciones de vida siguen siendo lamentables.

Un estudio de Planeación Nacional reveló que el 62 por ciento de la población rural del país es pobre mientras que el 25,5 por ciento es indigente.

En otras palabras, de cada cien personas que viven en el campo, 62 son pobres y 25 se defienden o sobreviven en el escenario de la indigencia.

En contraste con esa situación, la pobreza en las ciudades, que de cualquier manera es alta, es del 39 por ciento mientras que la indigencia o extrema pobreza es del 8,7 por ciento.

El informe, con corte a junio de 2006 fue elaborado por la Misión para la Erradicación de la Pobreza. En él se resalta el hecho de que un año atrás, la pobreza en el campo era del 69,5 por ciento y la indigencia del 35,7 por ciento. En el caso de las cabeceras municipales, se encontraba en el 43,5 y la indigencia en el 10,6 por ciento.

A nivel nacional el indice de pobreza cayó de un año a otro del 50 al 45 por ciento y la extrema pobreza del 15,3 al 12 por ciento. Más de 19 millones de colombianos son pobres y cinco millones son indigentes.

Según el informe de pobreza e indigencia en los últimos cuatro años el ingreso de los hogares subió en un 19 por ciento al pasar de 383 mil a 455 mil pesos.

Según Planeación Nacional, el cincuenta por ciento de la población más pobre del país incrementó en un 36 por ciento su participación en la riqueza que produce el país. Un 30 por ciento, considerada la clase media la subió en ocho por ciento y el 20 por ciento, que son los mas ricos, perdió un ocho por ciento de participación.

Bucaramanga es la ciudad más exitosa en la reducción de la pobreza e indigencia: DNP

El Departamento Nacional de Planeación destacó a Bucaramanga como la ciudad con los mayores logros para erradicar la pobreza y la indigencia de sus habitantes mientras que Manizales y Montería fueron relegadas a los últimos lugares.

Al éxito alcanzado por la capital santandereana le siguieron Bogotá y Villavicencio. Entre los años 2002 al 2006 la pobreza extrema o indigencia en Bucaramanga se redujo en un 71 por ciento al caer del 7,6 al 2,2 por ciento. La pobreza bajó del 40.8 al 23 por ciento.

En los últimos cuatro años la indigencia en Bogotá se redujo del 9,8 al 3,4 por ciento y la pobreza del 38,3 al 23,8 por ciento.

En el caso de Villavicencio la indigencia bajó al 3,5 y la pobreza al 27,3 por ciento. Cartagena fue destacada por el gobierno como la segunda ciudad en donde más se redujo la indigencia. En el último cuatrienio bajó un 67 por ciento para estacionarse en el 5,3 por ciento. En esa ciudad la pobreza es del 33,1 por ciento.

Contrasta la situación de Montería y Manizales. Con el 46,4 por ciento, la capital del departamento de Córdoba lidera el ranking de las ciudades con la tasa más alta de pobreza y de indigencia que marca en esa ciudad el 12,4 por ciento.

La pobreza en Manizales es del 46,2 por ciento y la indigencia del 7,4 por ciento. En Medellín la pobreza es del 39,5 por ciento; del 30,5 en Pereira; de 40,6 en Cúcuta; 30,5 en Barranquilla, 34,2 en Ibagué, 34,8 en Pasto y 27,4 por ciento respectivamente, en Cali.

Los indicadores de pobreza fueron elaborados con base en la encuesta de hogares del Dane y sobre la base de las trece principales ciudades del país.- Por eso es que no aparecen ciudades de otras regiones como Choco y Quibdó su capital.

En esta oportunidad la pobreza no se regionalizó por departamentos. Sin embargo la Misión para la Erradicación de la Pobreza indicó que los departamentos más pobres siguen siendo Chicó, Boyacá y Sucre.

Cargando