¡Bienvenido 2016, el año de la paz!

Comienza un año trascendental para el futuro de Colombia en el que se espera que se consolide un acuerdo definitivo en los diálogos de La Habana.

El 2016 que comienza llega cargado de esperanza y mucha expectativa para los colombianos.

Por un lado, se espera que este año se alcancen acuerdos en los puntos pendientes en los diálogos de paz de La Habana, referentes al cese el fuego bilateral y la refrendación e implementación de lo pactado.

Hay expectativa sobre si se cumplirá el plazo del 23 de marzo como fecha límite para materializar en su totalidad los acuerdos. Este 31 de diciembre, las Farc señalaron que no hay que ponerle “plazos fatales” a temas complejos como la dejación de armas y el alto el fuego bilateral.

De otra parte, se espera que en los próximos días o semanas se anuncie el inicio formal de las conversaciones de paz con el Eln. El pasado 26 de diciembre Nicolás Rodríguez Bautista, alias Gabino, máximo jefe de esa guerrilla, aseguró que ya se acordó “una agenda de negociación a la que no le falta ni una coma”.

Este año también estará marcado por la visita del papa Francisco al país. En las últimas horas se conoció que el 23 de enero el presidente de la Conferencia Episcopal, monseñor Luis Augusto Castro Quiroga, se reunirá con el sumo pontífice para concretar la agenda que tendrá el santo padre en Colombia.

En las relaciones con los países vecinos, se espera que tras la posesión de la nueva Asamblea en Venezuela, que estará ahora controlada por la oposición, comience a normalizarse la frontera con el hermano país, cerrada desde el 19 de agosto por orden del presidente Nicolás Maduro.

El 2016 comienza también con expectativa por el futuro económico del país, que cerró el 2015 con una inflación de 6.11%, a corte de noviembre, una tasa de desempleo de un dígito, y un dólar que se mantiene por encima de los 3000 pesos por el desplome del precio del petróleo en los mercados internacionales.

Cargando