Human Rights Watch lanza alerta por complicada situación de DD.HH en Tumaco

Denuncia incremento de asesinatos, violencia sexual, reclutamiento y desapariciones en la costa pacífica colombiana.

El director para las Américas de Human Rights Watch, José Miguel Vivanco, presentó el documento “Violencia reciclada” en el que afirma que son alarmantes las cifras de homicidios, desplazamientos forzados, violencia sexual, reclutamiento de menores y desapariciones que se presentan en el municipio de Tumaco.

Afirmó que se trata de actos cometidos principalmente por disidencias de las Farc, después de que alrededor de 300 personas, que antes pertenecía a Los Rastrojos y después hicieron parte de la antigua guerrilla, no se acogieron al acuerdo de paz.

Manifestó que ahora operan en grupos como las Guerrillas Unidas del Pacífico, el frente Oliver Sinisterra y Los Urabeños. Dice que estos no fueron tenidos en cuenta en las listas de desmovilización o que incluso llegaron a cumplir los acuerdos pero se encontraron con instalaciones deficientes para cumplir procesos de reincorporación.

“En 2018 hubo un aumento de 50% en cuanto a los homicidios en Tumaco con respecto a las cifras de 2017, que ya fueron cuatro veces superiores al promedio nacional”, denunció Vivanco. Mientras señaló que desde 2017 hasta la fecha se han presentado 42 desapariciones, 74 casos de violencia sexual, 21 de reclutamiento de menores y 9.000 desplazamientos.

Sobre esos casos la ong señaló que hay solamente una condena documentada, mientras dijo que “no hay acusados, ni mucho menos condenas” por los otros casos de desapariciones y violencia.

Vivanco destacó acciones de la fuerza pública en enero de 2017 y avances de la Fiscalía en el aspecto de asesinatos de líderes sociales. Pero afirmó que eso no es suficiente y tampoco alcanzará con el compromiso de capturar a alias Guacho que ha sido una de las promesas del actual gobierno de Iván Duque y del exmandatario Juan Manuel Santos.

Para eso Human Rights Watch pide un plan integral de emergencia que se implemente en el municipio.

“Se necesitan medidas fuertes y de desarrollo para atender las necesidades básicas de esa población, pero también de justicia. De lo contrario vamos a seguir registrando ese tipo de hechos”, declaró Vivanco. Hizo referencia especialmente a planes de salud, educación e integración. Además de poner mayor énfasis en el buen resultado de los programas de sustitución de cultivos ilícitos que permitan sacar a los campesinos de las economías ilegales.

El director de Human Rights Watch reiteró la denuncia de que han sido promovidos en el ejército algunos oficiales acusados de violaciones de derechos humanos, mientras afirmó que llevan a cabo una revisión de la nueva cúpula.

Cargando