Así fue la negociación de nueve años del TLC entre Colombia y Estados Unidos

Tras años de negociaciones el Tratado de Libre Comercio entre los EEUU y Colombia es una realidad.

Tras años de negociaciones el Tratado de Libre Comercio entre los EEUU y Colombia es una realidad. Decenas de empresas, comerciantes, los gobiernos de Washington y Bogotá y medios de comunicación presionaron desde el 2004 hasta hoy, para que este TLC fuese aprobado por el Congreso Norteamericano

Su nombre oficial en español es Acuerdo de Promoción Comercial entre Estados Unidos y Colombia, y en inglés Colombia Trade Promotion Agreement (TPA)

Desde el 2004, gobiernos de ambos países se sentaron a negociar "el grueso" de este TLC. Por Colombia participaron en la negociación cerca de 200 funcionarios públicos, que estuvieron a cargo de 24 temas de negociación

La coordinación del equipo estuvo en cabeza del ministro de Comercio, Industria y Turismo, Jorge Humberto Botero; mientras que al frente de las negociaciones se mantuvo durante todo el proceso Hernando José Gómez Restrepo, como jefe del equipo designado por Colombia

El 27 de febrero de 2006 se finiquitó este Tratado entre Colombia y Estados Unidos, después de 21 meses, 15 rondas y 100 reuniones entre las partes

Desde un principio, el gobierno norteamericano vio al TLC como una cuestión de seguridad nacional

El Senado de Colombia aprobó el 14 de junio de 2007 el TLC con Estados Unidos. De ahí en adelante se vio una ofensiva diplomática de parte y parte para firmar el TLC. La entonces secretaria de Estado Condoleezza Rice visitó a Colombia en enero del 2008 y fue visto como una oportunidad para concretar el acuerdo

Y llegó uno de los momentos de más presión para este TLC. En marzo del 2008, Colombia atacó el campamento de Raul Reyes, lo que implicó un rompimiento de relaciones con Ecuador y Venezuela. Ante "los vientos de guerra" que salieron desde Caracas, el mismísimo presidente George Bush, respaldó a Colombia y reiteró que el tratado comercial era un asunto de prioridad y seguridad nacional

Eran ya mediados del 2008 y terminaba el periodo presidencial de Bush. EEUU se encaminaba a unas duras elecciones presidenciales y reiteraba su pedido de aprobar el TLC con Colombia

Joseph Crowley, congresista demócrata, le dijo al gobierno Bush que primero debería preocuparse por los temas sociales que aquejaban al pueblo norteamericano antes que un TLC con Colombia. El presidente George W. Bush entregó al Congreso de los Estados Unidos el texto final del acuerdo, para su discusión y aprobación, pero la presión de la Casa Blanca a su Congreso no fue bien recibida por los senadores. "Nunca me he puesto en la posición de decir nunca al TLC con Colombia. Yo le he dicho al presidente que debemos abordar el tema de las preocupaciones económicas de las familias trabajadoras de Estados Unidos y luego podemos tener tratados de libre comercio con Colombia. Debemos tener en cuenta la iniciativa de creación de puestos de trabajo que les de a los trabajadores una seguridad económica”, dijo la presidenta de la Cámara De Representantes, Nancy Pelosy

Bush era derrotado una vez más por la mayoría demócrata en el Congreso y se mostraba, otra vez, decepcionado. Durante la campaña presidencial del 2008 en Estados Unidos el tema del tratado salió a relucir en algunas ocasiones. El entonces candidato por el Partido Republicano de los Estados Unidos John McCain manifestó en un debate televisado su respaldo, mientras el entonces candidato por el Partido Demócrata de los Estados Unidos el presidente Barack Obama manifestó que no le parece conveniente mientras en Colombia persistan las violaciones a los derechos humanos de los sindicalistas

Entre tanto en Colombia, la Corte Constitucional legalizaba la propuesta del TLC entregada por el gobierno. Tras el triunfo del demócrata Barack Obama en el 2008, el futuro del TLC parecía oscuro. Por su parte, el ex presidente Alvaro Uribe, ya sin el respaldo de su aliado republicano George Bush, volvía a pedirle al congreso estadounidense que ratificara el TLC

Meses de trabajo y lobby por parte de la diplomacia colombiana hicieron que el presidente Barack Obama empezara a hablar del TLC con Colombia. Ya no sería una prioridad por parte de la anterior administración republicana, sino que se había convertido en una meta de la Casa Blanca demócrata. La secretaria de Estado Hillary Clinton se comprometía a trabajar por el acuerdo

Luego de la posesión de Juan Manuel Santos en agosto del 2010, llegaría también en septiembre del año pasado a ocupar su nuevo cargo el embajador Peter McKinley, tras la salida de William Brownfield como embajador de EEUU en Colombia. Él también se mostraba optimista, en que el gobierno de su jefe, Barack Obama, iba a hacer todo lo posible para conseguir el TLC con Colombia

A principios de este año, el gobierno de Juan Manuel Santos, emprendió una nueva ofensiva diplomática para conseguir el TLC, uno de los primeros miembros de su administración en viajar a EEUU, el vicepresidente Angelino Garzón

La gestión del ex sindicalista y ahora vicepresidente Garzón, dio resultados: el presidente Barack Obama, en pleno discurso del Estado de la Unión ante su congreso, pedía impulsar los tratados de libre comercio de Panamá, Corea del Sur y Colombia

En abril de este año arrancaría la segunda ofensiva diplomática de la administración Santos: el mismo presidente colombiano, viajaría a Washington para entrevistarse con Obama para finiquitar los detalles y ultimar los cambios que Colombia debería realizar para que el Congreso americano aprobara el TLC. En mayo, tras la muerte de Osama Bin Laden, el colombiano Dan Restrepo, asesor de la Casa Blanca sobre asuntos latinoamericanos expresaba su optimismo sobre la aprobación en el corto plazo del TLC con Colombia

Pero mientras todo se llenaba de optimismo, le salía un tropiezo al TLC: el llamado TAA, un salvavidas para los trabajadores que se verían afectados por la implementación del acuerdo, mientras que Hillary Clinton, la jefa de la diplomacia americana, mantenía su optimismo

Después de que Colombia demostrara que había cumplido con todos los requisitos impuestos por la administración Obama, el presidente presentó un “borrador” del Tratado que fue sometido a una votación “ficticia” o “mock mark up”, para determinar el apoyo con el que cuenta en el Congreso, el pasado 7 de julio

El tratado colombiano fue aprobado por 18 votos contra seis en el Senado (10 republicanos y ocho demócratas a favor) y por 22 contra 14 en la Cámara (los 14 demócratas votaron en contra). Ambos proyectos incluyeron a su vez la extensión del ATPDEA hasta julio de 2013

Y el 4 de octubre el presidente Barack Obama, mandó al Congreso los tres acuerdos de libre comercio con Colombia, Panamá y Corea del Sur, pendientes de aprobación

"Esta serie de acuerdos de libre comercio que entrego al Congreso harán más fácil para las compañías estadounidenses vender sus productos a Corea del Sur, Colombia y Panamá y representarán un gran impulso para nuestras exportaciones", dijo un comunicado de la Casa Blanca. Los tres TLC, que podrían representar un aumento del volumen de comercio estadounidense del orden de 12.000 millones de dólares, fueron firmados originalmente durante el precedente gobierno de George W. Bush. "El retraso fue inaceptablemente largo y costó puestos de trabajo, pero estoy satisfecho de que el gobierno (del presidente) Obama hizo finalmente su tarea y mandó esos acuerdos de comercio al Congreso", señaló por su parte el presidente de la Cámara de Representantes, el republicano John Boehner. "El presidente Obama nos ha cumplido", reaccionó el mandatario colombiano, Juan Manuel Santos. En el caso de Colombia, el 90% de las exportaciones de ese país ya entraban libres de aranceles a Estados Unidos gracias a otro tratado, el de preferencias arancelarias andinas. El martes 11, el Comité de Finanzas del Senado votó el TLC con Colombia, 18-6. Recordemos que la primera semana de octubre, el Comité de Medios y Arbitrios de la Cámara de Representantes también les dio el visto bueno. El representante comercial de los EEUU, Ron Kirk, afirmó que este tratado creará 70 mil empleos y con ello se ayudarán a miles de familias estadounidenses que sufren las consecuencias de la crisis económica

El miércoles 12 de octubre el Congreso estadounidense aprobó el TLC con Colombia, Panamá y Corea del Sur.

Cargando

Escucha la radio en vivo

Elige una ciudad

Caracol Radio

Caracol Radio
En vivo

Programación

Último boletín

Ciudades

Elige una ciudad

Caracol Radio

Compartir