Una revolucionaria manera de tratar la enfermedad más frecuente en los hombres

Después de los 40 años el 80% de la población masculina presenta algún cambio en la próstata.

Al 50% de los hombres de 60 años y al 90% de 85, se les diagnostica el agrandamiento de la próstata más conocido como hiperplasia benigna prostática (HBP), que no debe confundirse con cáncer de próstata. Dicha enfermedad causa dificultad para orinar si el tamaño de este órgano aumenta lo suficiente como para presionar la uretra.

Los síntomas más comunes son disminución en el calibre del chorro al orinar, así como aumento en la frecuencia urinaria, provocando dolor, molestia o sensación urgente de ir al baño y necesidad de orinar durante la noche. La principal causa de la HBP, depende de cambios hormonales y no hormonales que ocurren a partir de los 40 años, como la transformación de la testosterona en su metabolito dihidrotestosterona, que incurre en el aumento del tamaño de la próstata.

El experto suizo en fitomedicina, Dr. Alberto Vignutelli, visitará Bogotá, Medellín, Barranquilla y Cartagena para hablar del Tratamiento no convencional de la Hiperplasia Prostática Benigna.

¿Cuándo consultar a su médico?

Las señales que llevan más pacientes al consultorio médico son las irritativas, que incluyen aumento en la frecuencia de orinar, o la llamada nicturia (necesidad de orinar durante la noche). Por esto, si un hombre presenta los siguientes síntomas es importante que consulte a su médico, para controlar a tiempo la evolución de la enfermedad y recibir un tratamiento eficaz y preventivo.

1. Necesidad frecuente de vaciar la vejiga incluyendo el levantarse a hacerlo en la noche

2. Sensación de urgencia que acompaña a la necesidad de orinar

3. Sensación de vaciado incompleto de la vejiga con goteo después de evacuar.

¿Cómo tratar la hiperplasia benigna de próstata?

Aunque no existe un método de prevención que evite el desarrollo de esta enfermedad, los médicos sugieren que tan pronto existan síntomas, el paciente debe consultar a su médico.

No obstante, uno de los métodos más novedosos para evitar el progreso de la enfermedad es la Fitomedicina, un tipo de medicina no tradicional a base de plantas medicinales como la Ortiga y el Cerezo Africano que se usan para tratar los síntomas. Este tipo de medicina es respaldado por estudios científicos que los avalan como productos eficaces y seguros.

Los fitomedicamentos presentan un margen terapéutico mucho mayor a un medicamento de síntesis química, y pueden llegar a utilizarse durante un tiempo muy prolongado o durante toda la vida. La aplicación de las plantas medicinales en diferentes formas genera menos efectos secundarios y tiene menos contraindicaciones que los productos de síntesis química.

La elección del tratamiento se basa en la gravedad de los síntomas y en la forma como afectan al paciente. Las opciones de tratamiento incluyen "una espera con vigilancia cuidadosa", cambios en el estilo de vida, medicamentos o cirugía. Si usted sufre de HPB, debe realizarse un examen anual para controlar el progreso de los síntomas y determinar si se necesitan cambios en el tratamiento. 

La HPB puede evolucionar, especialmente si no se trata a tiempo. Se deben tener en cuenta las sugerencias de los especialistas para evitar el crecimiento de bacterias en la vejiga del paciente, generando un alto riesgo de infección urinaria, y a su vez que se formen cálculos a partir de la cristalización de sales en la orina residual.

 

EuroEtika -  Comunicaciones

Cargando

Escucha la radio en vivo

Elige una ciudad

Caracol Radio

Caracol Radio

Programación

Último boletín

Ciudades

Elige una ciudad

Caracol Radio

Compartir