Preparan proyecto de ley para el manejo del postconflicto regionalmente

Guillermo Rivera, Alejo Vargas, Plinio Apuleyo Mendoza y Andrés Suárez, los panelistas para el debate de este miércoles en Hora 20, bajo la dirección de Diana Calderón

El informe “Basta ya: memorias de guerra y dignidad” fue considerado como un aporte importante para el postconflicto en caso de que se llegue a un acuerdo de paz con las guerrillas del país

Este informe, elaborado por el Centro de Memoria Histórica y entregado este miércoles al presidente Juan Manuel Santos, fue discutido este miércoles por los panelistas de Hora 20, el representante Guillermo Rivera, el investigador Andrés Suárez, el periodista Pinio Apuleyo Mendoza y el profesor Alejo Vargas

Rivera dijo que el hecho de visibilizar las víctimas, de tener sus testimonios, arroja elementos para entender lo que ha pasado durante el conflicto, entre otras, el desprecio que hubo por la realidad de lo que pasó en Colombia en este período

Rivera anunció que se está preparando un proyecto de ley desde hace un año, para el posconflicto, buscando determinar unos criterios para tener unos regímenes diferenciales en ciertas regiones del país

“Buscamos que haya una presencia cualificada del Estado en ciertas regiones y de valores democráticos también cualificados; se busca determinar cómo apoyar los poderes locales”, explico el congresista liberal

 La preparación del proyecto está a cargo de la Fundación Fescol. Andrés Suárez, uno de los investigadores que trabajó en el informe del Centro de Memoria Histórica, destacó que las masacres no fue lo relevante de las acciones violentas de los paramilitares sino los asesinatos selectivos

El investigador explicó los cincos grandes capítulos en que está dividido el trabajo y en sus conclusiones destacó que el problema del Estado colombiano más que de ausencia, ha sido de debilidad y por eso señaló que uno de los retos es hacer fuerte la institucionalidad en las zonas afectadas por la violencia. Una democracia débilAlejo Vargas comentó que el informe ayuda a entender lo que pasó en medio siglo donde “no hubo memoria sino borrón y cuenta nueva” durante la violencia liberal-conservadora, y que sus conclusiones deben servir para entender que no puede seguir habiendo un Estado incapaz de dar respuesta a las necesidades de las comunidades donde actúan los actores del conflicto

Para Vargas, no obstante, aún no hay claridad suficiente y lo más importante: todavía faltan aclarar muchas causas del conflicto, lo que se podrá dar cuando se cierre el ciclo de los acuerdos con las guerrillas. El periodista Plinio Apuleyo Mendoza se apartó de una de las conclusiones del informe que señala que una causa central de la violencia es la tenencia, posesión y uso de la tierra

“En este país nunca hubio respeto por la oposición”, destacó al tiempo que puso de presente que Colombia vive conflicto y postconflicto al mismo tiempo, con guerrillas y Bacrim, lo que no pasó en otros países de América Latina. “Lo de la tenencia de la tierra no es cierto: ese es un argumento que le da sustento a la guerrilla, que hoy trabaja un proyecto político para llegar al poder, apoyada, en muchas regiones como el sur del país, en un brazo político que ha sustituido al brazo armado”, dijo

Mendoza afirmó que entre las causas del conflicto están una democracia débil para enfrentar un terrorismo fuerte y que no dio espacio a la oposición.  

Cargando