SISMO

Experto advierte sobre vulnerabilidad de colegios ante un sismo

La mayor parte de las instituciones educativas de Bucaramanga no aguantaría un temblor como el ocurrido, el martes, en México, asegura el ingeniero Jaime Suárez.

Si ocurriera un sismo como el que causa desolación en México, la mayor parte de los colegios de Bucaramanga no se sostendrían en pie advirtió el ingeniero calculista Jaime Suárez Díaz, experto en estructuras. Las instituciones educativas de la ciudad fueron construidas sin las normas de sismorresistencia que brindan seguridad, en caso de un temblor, explicó el ingeniero civil.

Lo mismo sucede con los edificios antiguos de la ciudad si no han sido sometidos a un proceso de reforzamiento estructural, explicó Suárez Díaz. Por eso, fue necesario que se efectuarán trabajos, en tal sentido, en el estadio Alfonso López y el Hospital Universitario de Santander. Lo mismo hizo la comunidad jesuita con el viejo edificio donde funciona el colegio San Pedro Claver de Bucaramanga.

El ingeniero explicó que en Colombia, la construcción de cualquier edificio, debe cumplir la reglamentación NSR 10, relacionada con las normas de sismorresistencia. "Bucaramanga es la ciudad del país que tiene los mayores estándares de cumplimiento de este tipo de exigencias y por eso no hubo problemas, cuando el 10 de marzo de 2015, se produjo un temblor de 6.6 grados", informó el ingeniero Suárez Díaz.

Este tipo de requisitos, en materia de sismorresistencia son evaluados por las curadurías, en los municipios del área metropolitana de Bucaramanga. La capital de Santander es la ciudad, más expuesta a temblores, dado que se encuentra a pocos kilómetros del nido sísmico de Los Santos.

 

Cargando