Autoridades declaran la alerta roja en Santander por el fuerte invierno

La situación más critica la viven los habitantes del municipio de Girón a orillas de los ríos Oro y Frío, donde el desbordamiento tiene anegados unos treinta sectores. Los organismos de socorro evacuaron 5.000 personas residentes en los barrios El Gallineral, Las Marías, El Carmen, Brisas del Río, Santa Cruz, Quinta del Campestre, Palenque y zonas suburbanas

El gobernador de Santander Hugo Aguilar Naranjo decretó la alerta roja en todo el departamento, por las fuertes lluvias que han afectado a 20.000 personas en el área metropolitana y los municipios de Barrancabermeja, Lebrija, Bertulia, Zapatoca, Girón y El Cerrito.

El gobierno seccional también declaró la urgencia manifiesta, con el fin de conseguir recursos que permitan ayudar a los damnificados por el invierno.

Las autoridades reportaron la muerte de una persona de 52 años, identificada como Edgar Quintero, quien se lanzó al río Oro y en ese trayecto fue golpeado por un árbol que le quitó la vida.

Hay 120 casas destruidas y 50 más están en peligro de colapsar.

El aguacero que cayó por 12 horas, afectó en un 50 por ciento la población de Girón, por el desbordamiento de los ríos Oro y Frío, según Dairo Beltrán, funcionario de la Defensa Civil.

Las lluvias también afectaron el sistema eléctrico, que mantiene sin energía a Girón, sectores de Bucaramanga y Florida Blanca y parte del aeropuerto Palo Negro.

La vía Bucaramanga-Costa Atlántica y Barrancabermeja, también fue afectada con derrumbes en la carretera y se mantiene el paso de los vehículos a un solo carril.

Cargando