¿Por qué el ser humano le teme a la desnudez?

Prohibiciones, estigmas y ser objeto de pecado, son algunas de las trabas que llevan a algunas personas a ver el cuerpo humano con connotaciones negativas.

“Si fuéramos una tribu no estaríamos hablando del tema”, señala el sociólogo David Rodríguez quien comienza explicando que, aunque naturalmente y como mamíferos somos seres sexuales, amantes, sensibles, pensantes y espirituales, se ha estigmatizado a un cuerpo desnudo como un objeto de pecado y deseo por el pecado mismo.

Para Rodríguez, esta situación hace que se genere un círculo vicioso en el que la sociedad delata la necesidad del contacto corporal y de aceptación de uno mismo en donde claramente hay una inclinación por lo que es prohibido.

“En nuestra cultura, el área que produce placer genera la necesidad de ser tapada”, añade el profesional quien también habla de cánones de belleza y proporciones en entrevista a La Ventana.

Cargando