Política

Luto en la Iglesia Católica Colombiana

Campesinos de Colombia lamentaron la muerte de monseñor Luis Augusto Castro

Sostienen que el arzobispo emérito de Tunja (Boyacá), fue uno de los más sinceros defensores del los agricultores en Colombia.

Imagen de referencia(Getty Images)

Tunja (Colombia)

Para los campesinos de Colombia, el presidente de la Conferencia Episopal de Colombia, y arzobispo emérito de Tunja, quien falleció en la Clínica Marly de Chía Cundinamarca, este martes 2 de agosto a sus 80 años, era su defensor ante muchos instancias, y siempre elevó su voz para el respeto y reivindicación por el campo.

Castro Quiroga, fungió como mediador, en uno de los paros nacionales de mayor extension en Colombia: el Paro Nacional Agropecuario de todos los campesinos del país, en el año 2013.

“Dignidad Agropecuaria Colombiana y Dignidad Agropecuaria Boyacá, lamenta profundamente el fallecimiento de Monseñor Luis Augusto Castro Quiroga, y expresamos a la iglesia católica nuestra solidaridad con ella”, sostuvo Oscar Gutierrez, director ejecutivo de Dignidad Agropecuaria Colombiana.

A su turno, Tatiana Mosquera, secretaria de Dignidad Agropecuaria Colombiana, sostuvo que es una gran perdida para los campesinos pues “monseñor Luis Augusto, fue un fiel defensor de la soberanía alimentaria y los derechos de los productores agropecuarios. Jugó un papel importante durante el paro agrario y las mesas de dialogo con el gobierno nacional, acompañando y apoyando a los productores. Asimismo, fue garante y custodio del documento final de acuerdo entre el gobierno y los líderes del paro, y de que se cumpliera lo acordado. También apoyo e impulso la iniciativa del “Referendo por el Agro” realizada por nuestra agremiación”.

Por su parte, Giovanny Vela, exalcalde de Turmequé (Boyacá), y quien estuvo en la mesa de negociación del paro campesino del 2013, indicó que “los recuerdos hacia monseñor Castro son los de mayor cariño y gratitud desde el campesinado: él supo llevar el papel de medicación y garantía para las partes en ese conflicto, e igual hizo un contundente y prudente llamado al gobierno nacional, para que escuchara la voz de los campesinos”.

Las Dignidades Agropecuarias concluyeron que “nunca olvidaremos los aportes y grandes contribuciones en la defensa del sector agropecuario de Monseñor, y siempre defenderemos su idea expresada durante el paro agrario: “no es una solución viable aumentar las importaciones de productos como papa, cebolla o leche, ya que eso sería una especie de “traición a la patria, sencillamente porque la patria es la gente”.

El siguiente artículo se está cargando

Escucha la radioen directo

Caracol Radio
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

Programación

Ciudades

Elige una ciudad

Compartir

Más acciones

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad