Canal del Dique

Sueño para unos ¿pesadilla para otros? Las turbulencias del Canal del Dique

El gobierno defiende un megaproyecto que considera decisivo para enfrentar los efectos del cambio climático en el Caribe.

Sueño para unos ¿pesadilla para otros? Las turbulencias del Canal del Dique /

Mientras el gobierno asegura que sólo debía hacer consultas previas con 16 comunidades, algunos líderes consideran que ese proceso debió incluir a 45. Si el gobierno dice que serán 19 municipios impactados, aquí hablan de 27. Las obras del proyecto no han comenzado, pero ya las comunidades muestran fisuras tan grandes como las que alguna vez tuvo el Canal

6AM estuvo en Pasacaballos, San Estanislao, Soplaviento y Mahates. En zona rural de este último pueblo estaba Karen Martínez, al lado del canal, trabajando junto a un grupo de hombres llenando con palas cientos de sacos de arena para llevarlos en un bote hacia la otra orilla, intentando rellenar con ellos una enorme fisura en una obra por la que pagó el gobierno y que -al romperse- amenaza con inundar predios y viviendas. Doña Karen, me dice un señor, es una líder comunitaria que -con mucho esfuerzo- se convirtió en abogada. Habla fuerte, dice que el proyecto para intervenir el Canal del Dique no lo conocen las comunidades, se pregunta si los quieren invisibilizar y cree que, al no tenerlos en cuenta, afectan su dignidad.

Descargar

Compartir

El código del iframe se ha copiado al portapapeles

En esa misma población vive el líder campesino Rafael Fernández Cortina. Habla con una elocuencia sorprendente sobre temas ecológicos. Está convencido de lo que dice; ni un burro que rebuzna desesperado interrumpe sus conceptos. No sólo cultiva la tierra, hizo una carrera técnica ambiental que le ha servido para entender mejor los recursos de la región. Teme el impacto de los cambios abruptos en el Canal.

Descargar

Compartir

El código del iframe se ha copiado al portapapeles

En Soplaviento, al frente de su casa, saludando efusivo a todo el que pasa, sentado sobre una silla de plástico está José de los Santos Mendoza. Tiene 58 años y es uno de los veteranos y sobrevivientes de la ANUC, la Asociación Nacional de Usuarios Campesinos. Parece sorprendido de que su entrevistador sepa que su movimiento fue dividido por artimañas del propio gobierno hace décadas y que también fueron perseguidos por el paramilitarismo. Sonriente, promete que -si hay un próximo encuentro- tendrá listo un buen pescado frito. Le preocupa lo que pasará con los playones: unas áreas donde el agua reposa la mitad del año y la otra mitad queda libre para cultivar.

Descargar

Compartir

El código del iframe se ha copiado al portapapeles

El Programa de Desarrollo y Paz del Canal del Dique es una obra de la Pastoral Social que acompaña a las comunidades hace por lo menos 15 años. Tiene sede en un rincón de un edificio patrimonial de la ciudad amurallada donde su modestia contrasta con los costosos hoteles y sofisticados almacenes que hay a pocos pasos. Para esta organización, las consultas previas son un buen inicio del diálogo con cientos de poblados asentados sobre las márgenes del Canal del Dique, pero asegura que los habitantes deben ser escuchados durante los veinte años en los que un privado mantendrá y explotará esa vía fluvial. En ese diálogo, asegura, no sólo deben participar las comunidades afro e indígenas. Jorge Vidales es el nuevo director de esta ONG, aunque ha trabajado en ella muchos años. Escuche aquí su testimonio.

Descargar

Compartir

El código del iframe se ha copiado al portapapeles

En el corregimiento de Pasacaballos, justo al lado de la potente zona industrial de Cartagena, hay una pequeña biblioteca cálida pero sombría. No hay muchos libros y casi todos los que conforman el inventario lucen viejos y deteriorados por la humedad. Están apilados en unos estantes que alguna vez fueron nuevos. Detrás de la biblioteca hay un patio y un baño sin puertas. Una enorme caneca cargada de agua y un balde más pequeño permiten intuir cómo se abastece el sanitario. En ese mismo espacio cultural hay un pequeño salón con un ventilador y unas sillas de plástico donde, a pesar del sol imposible de las 2 de la tarde, llegan puntuales líderes comunitarios a expresar sus temores. Por la forma en la que se turnan el uso de la palabra parece que se retroalimentan y se consuelan al mismo tiempo. Allí está Antonio Godoy Carmona, habitante de Lomas de Matunilla. Dice que en su caserío nadie les ha explicado los beneficios y los perjuicios de las obras. Él ya fue desplazado una vez y ahora teme volver a perder su tierra.

Descargar

Compartir

El código del iframe se ha copiado al portapapeles

Pasacaballos / Caracol Radio

En los alrededores del Canal del Dique miles de campesinos cultivan en las áreas que quedan disponibles durante la temporada seca. Varios gigantes agroindustriales ya tienen aquí sus inversiones, ¿podrán grandes y chicos convivir sin conflictos por el agua y la tierra?

Fredy Martínez es corpulento y habla duro, como si cada palabra fuera una arenga. Representa a una asociación de pescadores y campesinos de Puerto Badel. Es justo en ese corregimiento de Arjona donde estará una de las esclusas que regulará el caudal. En su comunidad, denuncia, él no pudo participar en la consulta previa porque sostiene que se hizo a puerta cerrada. Según relata, la gente de su poblado ha tenido ya conflictos con una empresa grande.

Descargar

Compartir

El código del iframe se ha copiado al portapapeles

Avanza la reunión y los líderes una y otra vez se acercan al tablero para intentar dibujar mapas y ejemplos de los desastres que temen con la obra. Varias veces se chocan con la evidente falta de marcadores. Aunque la licitación debería adjudicarse antes de que termine el actual gobierno, muchos líderes dicen que no conocen el impacto de estas obras. El gobierno asegura haber consultado -por obligación legal- a 16 comunidades, pero en Pasacaballos, por ejemplo, Jorge Luis González dice que no están todos los que son.

Descargar

Compartir

El código del iframe se ha copiado al portapapeles

En el recorrido por la zona del Canal del Dique las comunidades han dicho que no se oponen al megaproyecto que modernizará su operación. Sólo quieren tener mejor información sobre el impacto, poder participar y asegurar el sustento. Pero, además, hay líderes que han cuestionado esa obra enorme y dicen que por eso fueron amenazados. Los lidera el abogado Adil Meléndez, quien es apoderado de unas comunidades de Sucre. Alto y delgado, con anteojos que parecen de otra época, Meléndez expone como si estuviera en una audiencia y tuviera al frente a un acusado; parece hábil en litigios contra el Estado. Asegura que él y otros líderes han sido violentados por hombres del Clan del Golfo.

Descargar

Compartir

El código del iframe se ha copiado al portapapeles

Hay líderes comunitarios que, incluso, sugieren que el río en este tramo será privatizado. El presidente de la ANI, Manuel Felipe Gutiérrez, lo niega y atribuye la desinformación a personas con intereses particulares. La institución que dirige ha sido responsable de sacar adelante el proyecto en coordinación con el Fondo de Adaptación y Cormagdalena. El señor Gutiérrez sabe que es necesario comunicar mejor los propósitos estatales a las comunidades ribereñas. Lo admite en Calamar, punto inicial del Canal, después de liderar un recorrido con la vicepresidenta Ramírez y decenas de inversionistas. Gutiérrez sonríe poco, aunque luce satisfecho por la convocatoria en la que -desde una lancha- explicó el proyecto a todo el que le preguntó sin dejar que el viento se le llevara el sombrero. Escuche aquí sus respuestas a las inquietudes de Caracol Radio.

Descargar

Compartir

El código del iframe se ha copiado al portapapeles

Dice la historia que, desde hace siglos, unir ciénagas y pantanos fue una manera de facilitar el tránsito entre Cartagena de Indias, el gran puerto de la colonia, y el centro del país. Hoy el 67% de la carga fluvial colombiana se mueve por el Canal del Dique (más de dos millones de toneladas al año). El principal beneficiado de todo ese movimiento es Ecopetrol, empresa que envía desde Barrancabermeja hasta Cartagena (entre sus dos refinerías) enormes convoyes de barcazas llenas de combustibles pesados y viscosos que transitan sin afán ayudados por la fuerza propia del río buscando el mar. Esas embarcaciones son propiedad de varias compañías navieras que prestan sus servicios a Ecopetrol. Algunas de ellas apoyan el proyecto, pero tienen observaciones. Escuche aquí los comentarios de Pedro José Muñoz Castro, vicepresidente de Naviera Fluvial Colombiana.

Descargar

Compartir

El código del iframe se ha copiado al portapapeles

La ministra de Transporte, Angela María Orozco, responde que el proyecto no se va reformular ni a rediseñar por las observaciones de unos pocos operadores fluviales privados. Hacerlo costaría medio billón de pesos y retrasaría, aún más, su puesta en marcha. La señora Orozco habla contundente en un foro realizado en un frío salón de hotel en Cartagena donde expone el proyecto del Canal y otras obras para la región. Allí, descarta que Ecopetrol deba ayudar a financiarlo, pues el propósito fundamental es restaurar unos ecosistemas de la región; la navegabilidad de las materias primas se mantendrá con o sin el megaproyecto, subraya. Aquí encuentra su testimonio:

Descargar

Compartir

El código del iframe se ha copiado al portapapeles

En esta zona ha habido obras, sueños frustrados y grandes esperanzas desde la época de la colonia. Desde el libertador Simón Bolívar, pasando por las obsesiones del presidente cartagenero Rafael Núñez hasta Belisario Betancur anticiparon su potencial. Muchos de ellos vieron naufragar sus esfuerzos vencidos por los pantanos, la vegetación y las enfermedades tropicales. Incluso hubo ferrocarril entre Cartagena y Calamar, pero luego quedó en desuso. Tantas veces han anunciado megaproyectos en la zona que el periodista Juan Gossaín bromea: “si este gobierno lo logra, habrá que empezar a llamarlo el Canal del Duque”.

Entrevista / Caracol Radio

Cargando

Escucha la radio en vivo

Elige una ciudad

Caracol Radio

Caracol Radio

Programación

Último boletín

Ciudades

Elige una ciudad

Caracol Radio

Compartir