Anotación a patrullero es por indisciplina y no por negarse a cantar himno

Un patrullero interpuso una tutela asegurando que no podían obligarlo a cantar el himno por que hace referencias a Dios y él es ateo.

El pasado 11 de octubre, el patrullero Sergio Ramírez Campos, de Villavicencio, recibió una anotación por parte de un oficial al negarse a cantar el himno de la Policía. Inicialmente el patrullero habría manifestado que no cantaba el himno ni recitaba el código porque se hacía mención de Dios y él era ateo.

Según los superiores del patrullero, antes de aducir que era ateo, Ramírez Campos señaló que no se sabía el himno y que prontamente iba a dejar la institución.

Ante la anotación, el patrullero interpuso una tutela en la que señala que no pueden obligarlo a cantar el himno porque se violaba su libertad de conciencia y el fallo, en primera instancia de un juzgado de Villavicencio, indica que "las entidades oficiales no podrán imponer a sus funcionarios la asistencia obligatoria a ceremonias religiosas, por nobles que sean sus ideales, lo que de suyo implica la profesión de fe en himnos y juramentos institucionales". 

El fallo también ordena eliminar la anotación al patrullero, sin embargo, el secretario general de la Policía, el general Pablo Antonio Criollo, explicó que la anotación no tiene que ver con las creencias del patrullero sino a su falta de disciplina y respeto “dentro de una actividad que se estaba realizando”.

El general Criollo destacó que las anotaciones no constituyen una sanción ni un reproche “desde el punto de vista disciplinario” ya que no supone ninguna afectación a su evaluación ni dejará algún tipo de antecedente.

Desde la Secretaría General de la Policía señalaron que la decisión aún no está en firme y será consultada con el Tribunal del Meta.

Cargando