Lo más leído

  • "Cubre lo necesario", le dicen a Mara Cifuentes por esta foto en bikini
  • "Hasta en pijama se ve linda", le dicen a Valerie Domínguez por esta foto
  • Maluma confirmó que será el padrino del hijo de Pipe Bueno y Luisa F. W
  • Hombre asesinado dentro de bus de Transmilenio iba hacia su trabajo
  • Asesinan a usuario de TransMilenio dentro de un bus
  • Bienes avaluados en $1.600 millones fueron decomisados en Pereira
Bucaramanga

Durante un año comieron carne de burro en el PAE

Fernando Trujillo Gómez, la persona capturada usaba químicos para cambiar la textura y el aspecto del producto.

Según Ángela Andrea Chacón, directora especializada contra las Violaciones a los Derechos Humanos de la Fiscalía, se puso en evidencia en el Área Metropolitana de Bucaramanga, una actividad ilícita que representó graves riesgo para la salud de los niños y niñas que se beneficiaron del Plan de Alimentación Escolar, PAE.

Fernando Trujillo Gómez, alias El Padrino o El Gemelo, un comerciante de la región, era uno de los proveedores del PAE que vendía carne de caballo y de burro para que fuera suministrada en las raciones alimentarias del Plan de Alimentación Escolar, explicó la funcionaria.

Lea:¡Insólito! se perdió la ambulancia del Valle de San José

A la semana se vendían entre dos y tres toneladas de este alimento que era consumido por los niños y niñas de colegios oficiales del Area Metropolitana de Bucaramanga. La irregularidad se cometió entre mayo del 2018 y septiembre del 2019, actividad que dejaba ganancias superiores a los 500 millones de pesos.

Las investigaciones de la Dirección Especializada contra las Violaciones a los Derechos Humanos de la Fiscalía y la policía, permitieron establecer que Trujillo Gómez, en asocio con otras personas, compraba caballos y burros, muchos de ellos enfermos o muertos, en la Costa Atlántica y los traía a Bucaramanga donde eran sacrificados y comercializados.

Se estableció que estos equinos se movilizaban con guías falsas.

Le puede interesar: Floridablanca realizó jornada de desinfección a taxis

La carne era tratada con químicos para alterar la contextura, intentar hacerla más blanda y darle un color rojizo, para pasarla como carne de res.

Este alimento era empacado al vacío y sellado con etiquetas de empresas dedicadas a la comercialización de carne de res de la región.

La Fiscalía le imputó a Fernando Trujillo Gómez los delitos de corrupción de alimentos en concurso homogéneo y simultáneo en 18 oportunidades, fraude procesal y falsedad en documento privado.

Lea también: Comandante de la Policía Santander tiene coronavirus

En el desarrollo de la audiencia se presentaron conversaciones telefónicas entre el procesado y sus presuntos cómplices, en las que pedía inyectar la carne con más químico porque quedaba muy dura y en los colegios no la podían cocinar; así como mensajes en los que coordinaba la evasión de los controles fitosanitarios para movilizar caballos y burros, entre otras actividades ilegales.

El juez de control de garantía impuso a Trujillo Gómez medida de aseguramiento en centro carcelario.

Cargando

Escucha la radio en vivo

Elige una ciudad

Caracol Radio

Caracol Radio
En vivo

Programación

Último boletín

Ciudades

Elige una ciudad

Caracol Radio

Compartir