Gobierno de Buenaventura ratifica suspensión de obras del puerto de Aguadulce

Deben cumplir con toda la normatividad y pago de impuestos afirma secretario de Gobierno Luis Fernando Ramos.

El Gobierno de Buenaventura ratificó su decisión de suspender las obras del proyecto portuario de Aguadulce y llamó a los representantes de la empresa con capital de Filipinas, Singapur, Colombia y la misma alcaldía de Buenaventura, a cumplir con las normas y el pago de impuestos que adeudan desde la iniciación de los trabajos.

Luis Fernando Ramos, secretario de Gobierno, quien expidió la resolución que deroga la licencia de construcción del proyecto portuario que tiene millonarias inversiones y que, según lo previsto, se entregará antes de finalizar el año, dijo que lo que se tomó es una decisión de autonomía administrativa frente a una situación que se encontró en el tema de las licencias del puerto industrial de Aguadulce.

La decisión no es un capricho de la Administración Distrital, no es un abuso de poder, ni mucho menos una persecución contra la empresa privada, sostuvo el Secretario de Gobierno.

Se trata de hacer cumplir con la ley y los acuerdos distritales y los mismos compromisos contractuales firmados para ejecutar el proyecto de inversión.

"Esta sociedad estaba obligada a conseguir los permisos, licencias y pagar los impuestos respectivos, cosa que no ocurrió. Es infractora urbanística y apoyada en dos circulares de mayo y noviembre de 2015, expedidas de forma irregular por un funcionario de la administración anterior obtuvo seis licencias de construcción en la curaduría dos de Buenaventura.

Ese es un proyecto millonario, pero para cumplir con la ley deben sus representantes volver a hacer todo el proceso desde el punto cero, que les permita además una garantía a Buenaventura en el cumplimiento de las normas en materia de impuestos y de competencia con otros empresarios.

Si no lo hacemos así, dijo el secretario de Gobierno de Buenaventura, Luis Fernando Ramos, amparados en la misma norma, todas las empresas gozarían de exenciones importantísimas en menoscabo del distrito en materia tributaria. Eso, añadió, sería una vergüenza nacional.

Cargando