Deja Buena Huella
Deja Buena Huella

Amazonía Emprende Escuela Bosque: Proyecto que Deja Buena Huella

Esta organización pretende restaurar 25.000 hectáreas y conservar unas 75.000 para el 2030 con la participación de empresas y de la ciudadanía.

Amazonía Emprende Escuela Bosque: Proyecto que Deja Buena Huella /

 "Este artículo forma parte de la campaña Deja Buena Huella, con la que PRISA reafirma su compromiso con la Agenda 2030 y anima a los ciudadanos a ejercer su poder de acción para un desarrollo sostenible".

Julio Andrés Rozo, fundador y director de Amazonía Emprende - Escuela Bosque, aclaró el compromiso que tiene la organización con la restauración y conservación de la región amazónica. Rozo contó cómo surgió esta iniciativa, luego de hacer un recorrido por la Amazonía y evidenciar de cerca los estragos de la deforestación, decidió buscar la manera de evitar que esta práctica que no es amigable con el medio ambiente continúe. Además, su intención es promover que la ciudadanía que está directamente implicada en la tala de árboles se comprometa y encuentre alternativas sostenibles.

Le puede interesar:

Por otro lado, Amazonía Emprende - Escuela Bosque se diferencia de otros proyectos en tanto que son la primera organización considerada como escuela bosque en el país. Además, hacen educación experiencial en la Amazonía, pues no solo se centran en promover el conocimiento mediante la teoría. Esto último provoca que durante la práctica se promueva la restauración.

Amazonía Emprende - Escuela Bosque tiene como meta para el 2030 restaurar 25.000 hectáreas y conservar unas 75.000. Este objetivo desean lograrlo mediante la participación de empresas y de la ciudadanía, buscando que haya apropiación por el territorio Amazónico y que las personas dejen de realizar este tipo de acciones poco amigables con el medio ambiente.

María Emma Jiménez: ¿Cómo describiría a Amazonía Emprende - Escuela Bosque?

Julio Andrés Rozo: Amazonía Emprende es la primera escuela bosque del país y es un lugar ubicado en Florencia, Caquetá. Se encuentra específicamente en un terreno de 30 hectáreas, en el que montamos un laboratorio de aprendizaje para tres cosas. Primero, para aprender a conservar los bosques que aún existen en las fincas, en las parcelas o en las veredas del territorio amazónico. Segundo, para aprender a restaurar las zonas degradadas por deforestación. Tercero, para que los colombianos nos conectemos con el 42% del territorio nacional. La Escuela Bosque es la excusa perfecta para unir esfuerzos de manera tal que las colombianas y los colombianos, incluyendo los que viven en el territorio amazónico, trabajemos juntos por la conservación, por la restauración y por la protección de la vida.

Le puede interesar:

Jiménez: ¿Cómo nace la idea de crear el proyecto Amazonía Emprende -Escuela Bosque?

Rozo: Tuve la oportunidad en el año 2018 de caminar 400 kilómetros entre San Vicente del Caguán y Mocoa para comprender las dinámicas de deforestación y el porqué las personas sustituían bosques por potrero. Con esta experiencia llegué a varias conclusiones; y una de ellas condujo al origen de Amazonía Emprende - Escuela Bosque que es la falta de información y difusión del conocimiento del territorio para identificar alternativas económicas diferentes a la ganadería extensiva o a la coca. Fue así como en el año 2019 vi la necesidad de tener este centro de conocimiento, con el estamos demostrando cómo se restaura un bosque o una zona degradada por deforestación. Después de 2 años tenemos este proyecto demostrativo en la Escuela Bosque en donde se puede ver que es posible convivir con el bosque sin necesidad de destruirlo.

Jiménez: ¿Cuál es la principal problemática que buscar resolver como organización?

Rozo: La principal problemática que buscamos resolver es la falta de conocimiento sobre técnicas de restauración de zonas degradadas por deforestación a la ciudadanía. Actualmente, vemos como la narrativa del árbol y del carbono se está institucionalizando. Lo anterior, es muy importante porque contribuye a luchar contra el cambio climático. Buscamos generar transformación, pero incentivando proyectos sostenibles para que a las personas les sea rentable trabajar en las actividades amigables con el medio ambiente.

En medio de esto, es muy importante considerar cómo restauramos y recuperamos los suelos, pero sobre todo es muy importante reconocer que, si una familia no tiene ingresos suficientes que le generen un incentivo para restaurar o para conservar, pues sembrar un árbol o cuidar una colmena de abejas, no va a ser una actividad efectiva. Es por ello que nosotros trabajamos un modelo en donde le enseñamos a las familias locales y a las empresas cómo se puede hacer rentable una parcela o una finca. Lo anterior, realizándolo de tal manera que esa rentabilidad no sea derivada de una sola actividad, sino de una diversidad de actividades como el cuidado y la cría de abejas; el turismo de naturaleza; o la producción de productos nativos exóticos.

Le puede interesar:

Jiménez: ¿Cuáles son los retos que tienen en este momento como organización?

Rozo: Amazonía Emprende - Escuela Bosque tiene varios retos, pero quiero mencionar tres. Primero, estamos ubicados en Caquetá, que es un departamento maravilloso, de hecho, yo me enamoré de este lugar, de su gente, de su verde. No obstante, tiene prejuicios derivados del conflicto armado. Sin embargo, romper con esto y lograr que los colombianos vean hacia este territorio una oportunidad para hacer turismo e invertir de manera responsable en restauración es un reto. Pero que gracias a este tipo de comunicaciones y de mensajes vamos a ir abordando lentamente.

El segundo reto es financiero, cómo logramos que las empresas y las organizaciones se sumen a la restauración de los ecosistemas. Todavía hay una alta incomprensión alrededor de la compensación de la huella de carbono y nosotros somos un instrumento o mecanismo para poder compensarla. El tercer reto es seguir manteniendo esta promesa de valor, y continuar trabajando con los habitantes locales, las comunidades, los jóvenes, las mujeres y eso demanda mucho cuidado y esfuerzo. Pero eso hace parte de la operación; y más que un reto es la oportunidad para construir paz ambiental y tejido social con los habitantes del territorio.

Le puede interesar:

Jiménez: ¿Cuáles son las formas de apoyar Amazonía Emprende - Escuela Bosque?

Rozo: Son tres, la primera, haciendo turismo con nosotros, visitándonos. Tenemos campamentos de tres días en donde les enseñamos a los visitantes sobre restauración, conservación de los bosques y acerca del potencial que tienen las comunidades locales para conservar los territorios. Son campamentos basados en soluciones en la naturaleza o en conocimiento de productos nativos de la Amazonía. De hecho, es fabuloso porque las personas vienen de todas partes del país, aprenden y regresan a sus ciudades motivadas y con ganas de contribuir a la conservación de la Amazonía.

En la segunda las organizaciones o las personas pueden compensar su huella de carbono con nosotros. Para esto tenemos paquetes de restauración, en donde hay siembra de árboles, apadrinamiento y conservación de abejas nativas, en donde hacemos capacitación para los jóvenes caqueteños en temas de emprendimiento sostenible. La tercera manera de apoyar es ayudándonos a visibilizar Amazonía Emprende - Escuela Bosque, de tal manera que los colombianos y las colombianas se acerquen mucho más al proyecto y al territorio.

Jiménez: ¿Cuál es la Buena Huella que deja Amazonía Emprende - Escuela Bosque a la sociedad?

Rozo: Nos enorgullece ser la primera Escuela Bosque del país; poder hablar desde la práctica con evidencias en el terreno que tenemos de 30 hectáreas; y mostrar que es posible restaurar. Eso es lo que queremos dejarle a la sociedad, un mensaje de que no hay imposibles en la restauración. Este escenario dramático y apocalíptico que nos pinta a veces la información, en realidad no es y hay esperanzas u oportunidades para conservar todavía nuestra Amazonía. Esto lo logramos si trabajamos juntos, si nos conectamos más con el territorio y con las comunidades locales. Esa es la excusa perfecta por la que nosotros decidimos desarrollar la escuela bosque en Florencia, Caquetá.

Cargando

Escucha la radio en vivo

Elige una ciudad

Caracol Radio

Caracol Radio

Programación

Último boletín

Ciudades

Elige una ciudad

Caracol Radio

Compartir