Nuevos enfrentamientos en Hong Kong en protestas no autorizadas

Pese a las advertencias de no marchar durante el 70 aniversario de China, las manifestaciones en Hong Kong terminaron en disturbios.

La Policía de Hong Kong y algunos manifestantes violentos se enfrentaron hoy en la ciudad semiautónoma, donde decenas de miles de personas salieron a la calle a desafiar la prohibición a las protestas en el día del septuagésimo aniversario de la fundación de la China comunista.

En torno a las 12:00 hora local (04:00 hora GMT), dos horas después de que empezara en Pekín el mayor desfile militar de su historia para celebrar la efeméride por todo lo alto, los manifestantes salieron en masa a la calle para conmemorar lo que llamaron "un día de luto".

Las marchas fueron pacíficas en su mayoría, pero en algunos puntos de la ciudad derivaron en encontronazos entre radicales y agentes, que recurrieron, una vez más, al gas lacrimógeno y al espray pimienta.

Lea también: Australia confirma presiones de Trump para desacreditar trama rusa

Por el lado de los manifestantes violentos, algunos vandalizaron mobiliario urbano, hicieron hogueras, lanzaron cócteles molotov y, en algunos casos, prendieron fuego a banderas de China.

La Oficina de Enlace del Gobierno de Pekín en Hong Kong estuvo fuertemente protegida por antidisturbios, con vehículos con cañones de agua, aunque en esta ocasión no fue objeto de vandalismo. Un número indeterminado de personas fueron detenidas por la Policía.

Decenas de miles de manifestantes salieron hoy a las calles de Hong Kong a pesar de que las protestas convocadas no contaban con autorización policial para conmemorar lo que llamaron "día de luto nacional", mientras que en la China continental se celebra el septuagésimo aniversario de la fundación de la República Popular.

Le puede interesar: Mercedes Aráoz asume presidencia tras disolución del Congreso peruano

Las protestas, que se convirtieron en masivas en junio a raíz de una polémica propuesta de ley de extradición, se han sucedido casi cuatro meses en la región administrativa especial y han mutado hasta convertirse en un movimiento que busca una mejora de los mecanismos democráticos que la rigen y una oposición al autoritarismo de Pekín.

No obstante, algunos manifestantes han optado por tácticas más radicales que la protesta pacífica y los enfrentamientos violentos con la Policía son habituales.

Cargando