Así está el Amazonas de Colombia

Esta selva tropical que centra la atención del mundo en estos momentos, tiene 96 especies en vía de extinción.

Los recientes incendios ocurridos en la selva del Amazonas nos pusieron a hablar a todos. Pasadas unas semanas, parece que la realidad para ese pulmón del mundo ha cambiado poco. Sigue siendo una joya de la diversidad, sin los remedios que necesita urgentemente.

La Amazonía en Colombia es el 42% del territorio Nacional, tiene más de 48 millones de hectáreas que corresponden a 483.163 kilómetros cuadrados. Esta selva tropical tiene injerencia en siete departamentos de Colombia: Amazonas, Caquetá, Guainía, Guaviare, Vaupés, Vichada y Meta. La habitan más de un millón y medio de personas, entre las cuales se encuentran 75 etnias de comunidades indígenas que están organizados en 203 resguardos.

La biodiversidad de la Amazonía es realmente incalculable. Hay 78 especies de lagarto, 132 serpientes, 4 especies de caimanes, 15 especies de tortuga, 64 especies de mamíferos medianos y grandes; 900 especies de aves, 1.500 especias de mariposas, 251 especies de anfibios, 1.100 especies de peces de agua dulce de los cuales 59 son endémicas; 80 para el consumo y ornamentales 290 especies. Y lo más increíble, es que existen peses que son fósiles vivientes de hace más de 200 millones de años.

Le puede interesar: En un 16% aumentaron los incendios forestales en el país

Muchas de estas especies son demasiado importantes para temas como el transporte y dispersión de semillas o para aventurismo”, así lo asegura Luz Marina Mantilla quien es la directora general del Instituto Amazónico de Investigaciones Científicas, SINCHI.

Pero al menos 96 de esas especies están amenazadas, lo confirmó la directora del Instituto del, Sinchi, siendo la pérdida de los hábitats la mayor amenaza para la sostenibilidad de los ecosistemas.

Aunque la fauna y la flora no son las únicas amenazadas en la Amazonía. Santiago Duque ecólogo y docente de la Universidad Nacional afirma que etnias indígenas como los Tikunas y los Nukak Makú han sido desplazados de sus territorios y viven en situaciones precarias en ciudades como Bogotá.

“Ellos son nómadas, es decir, todo el año se mueven por un territorio muy amplio en busca de condiciones óptimas de supervivencia. En estos momentos de acuerdo con el profesor Duque está comunidad es una de las más afectada por el desarrollo social y económico. Debido a esto la mayoría ni siquiera viven en el Amazonas, sino en Bogotá”.

Justamente el pasado 6 de septiembre, siete países, entre los cuales está Colombia; tras celebrar la denominada Cumbre Presidencial por la Amazonía, decidieron gestionar recursos por el orden de los 96 millones para la sostenibilidad de esta selva tropical. Pacto que según Manuel Rodríguez Exministro de Ambiente es igual al Acuerdo de Cooperación Amazónica, nada nuevo.

De otra parte, según el profesor Duque una sólo hectárea de bosque amazonico puede tener más de 200 especies de árboles. Algo realmente significativo para la sostenibilidad de la fauna que acompaña la selva. 7.237 especies de flora hay en la Amazonía, de las cuales 283 son endémicas.

Cargando