Policía puede desconectar fuentes de ruido, pero no ingresar a domicilio

La Corte dice que no se puede invadir la privacidad.

La Corte Constitucional tumbó una parte del artículo 33 del Código de Policía que le permite a la Policía Nacional desconectar las fuentes de ruido como equipos de sonido. La parte que eliminó es la que permitía el ingreso al domicilio sin orden judicial para tal fin.

La norma señala en el literal a) del numeral 1: “en cuyo caso podrán las autoridades de la Policía desactivar temporalmente la fuente de ruido en caso de que el residente se niegue a desactivarlo”, y queda igual, pero con la aclaración de que no se puede pasar por encima de los derechos de la inviolabilidad del domicilio, intimidad y debido proceso.

Lea También: Entre $20 y $100 millones cobran por un ascenso en la Policía

Mantiene la competencia de la Policía para desactivar las fuentes de ruido para cuando quien lo genera no lo hace personalmente o directamente. Esta decisión sometida al entendimiento de que dicha competencia no incluye el ingreso al domicilio de estas personas”, dijo el vicepresidente de la Corte Constitucional, Alberto Rojas Ríos.

De esta manera, señala el tribunal que por ejemplo, cuando la fuente de ruido está en la calle sí se puede ejercer esta facultad, pero luego de que se haya dado un debido proceso, que inicia con la petición a quien genera el ruido que baje el volumen.

“Deberá siempre establecerse por la Policía la evidencia contundente, rotunda de la vulneración, bien sea porque lo ofrecen los hechos o porque mediante una medición técnica pueda llegarse a ese resultado”, agregó el magistrado.

En la decisión se lee que los uniformados deben verificar “i) que las condiciones de tiempo, modo y lugar indiquen una perturbación evidente de la convivencia o el sosiego; o ii) objetivamente mediante implementos de medición auditiva, el incumplimiento de los niveles de ruido permitidos según la normativa vigente”.

Cargando