Sigue adelante licitación para modernizar semáforos en Bogotá

EL secretrario de Movilidad fue escuchado en la Procuraduría sobre sus inquietudes del proyecto que cuesta $215.000

Esta Procuraduría no es ni será un palo en la rueda, ni una luz roja para el desarrollo de la ciuda dijo el el Procurador Delegado para Vigilancia Judicial y la Policía Judicial, quien tiene a su cargo la investigación disciplinaria que se adelanta con ocasión de la licitación para contratar la semaforización inteligente de la ciudad.

El objeto de la reunión fue hacer seguimiento a la suspensión del proceso licitatorio, que a solicitud de la Procuraduría adoptó la administración distrital hasta el día 21 de diciembre.

Escuchada la exposición del Secretario de Movilidad, la Procuraduría reiteró la competencia de las autoridades administrativas, en este caso la Secretaría de Movilidad, para decidir la suerte del proceso licitatorio, manifestando encontrarse agotado el objeto de la solicitud de suspensión y sin perjuicio de que en el curso del proceso disciplinario y si las circunstancias lo requieren, puedan ordenarse otras medidas cautelares.

Se aclaró igualmente que es responsabilidad de la Secretaría de Movilidad evaluar los riesgos y contingencias asociadas a las decisiones que adopten sobre el futuro de la licitación.

La investigación disciplinaria continúa su curso.

El acompañamiento de la Procuraduría General a procesos contractuales y actuaciones administrativas es un ejercicio de control y vigilancia, y no puede ser interpretado como un mero trámite de validación de las decisiones de la administración. La luz amarilla alerta del riesgo, y es obligación de la Entidad prenderla, ante amenazas a la legalidad y el patrimonio público.

Cargando