Poblaciones vulnerables del Pacífico le apuestan a la economía circular

300 toneladas de residuos buscan reciclar este año, pescadores, jaiberas y piangüeras de Buenaventura.

Uso del plástico /

Con sus propias manos, y la ayuda de dos máquinas; en un principio 6 personas dan forma a la organización Gestores Ambientales del Pacífico, GESAMPA, recicladores por iniciativa propia e impulsores de nuevos recolectores que se encargan de dar valor y un destino responsable a bolsas, botellas, sillas, canecas y hasta costales que en la mayoría de oportunidades terminan inundando las playas y manglares del Pacífico colombiano.

Pescadores, jaiberas, piangüeras, madres cabeza de hogar; o simplemente aquellos que quieran recibir unos pesos de más vendiendo material reciclable, han dado forma a la iniciativa, Plataforma Pacífica, impulsada por Carvajal Empaques, proyecto que espera este año poder recolectar 300 toneladas de residuos aprovechables.

Son varias las estrategias que se han impulsado a raíz de esta iniciativa: Ecogol y la Tienda Don Trueque, ideas que tienen como eje principal el reciclaje.

" Ecogol es un programa que va vinculado con lo que es el fútbol, la recreación y el deporte; ligado a crear conciencia en la comunidad sobre lo que es la recolección de los desechos sólidos", enfatizó José Abrahán Murillo coordinador de la Cancha del barrio Bolívar.

Por otra parte está la Tienda Don Trueque. Un resultado de la educación ciudadana sobre el reciclaje, que al tiempo se mezcla con suplir las necesidades a las comunidades de escasos recursos, y consiste en intercambiar abarrotes y víveres por material reciclable.

Lea También: Minambiente: No se permitirá el ingreso de plástico a áreas protegidas

Todas estas, son propuestas que en realidad han impactado a la población de bajamar en Buenaventura, a tal punto que mujeres como Lilia Mosquera, quien alterna la recolección de Jaibas con la de residuos.

" Yo recojo una lanchada cada día de residuos, entre tanta basura, encuentro sillas, botellas, galonetas, baldes, de todo", afirmó Lilia.

En total son 440 mil personas de Buenaventura, La Barra, Guapi, Ladrilleros y la Bocana; las que esperan verse beneficiadas con este proyecto de impacto ambiental.

Cargando