#ParoNacional Por primera vez Transmilenio deja de operar por falta de condiciones de seguridad y de infraestructura

Tensiones, esperados encuentros y discusiones económicas en cumbre del G20

Si no se llega a un acuerdo con Xi para la apertura de su mercado a las exportaciones estadounidenses, proseguirá con su presión comercial.

La ciudad de Buenos Aires será por unos días el epicentro de la política global al recibir a los dirigentes de países y organizaciones que participarán en una nueva reunión del G20 los días 30 de noviembre y 1 de diciembre.

Esta cumbre se celebra especialmente en medio de tensiones entre los líderes y países involucrados. Se trata de desencuentros por temas económicos, pero también por ataques militares, cambio climático y hasta el crimen del periodista Jamal Khashoggi.

Uno de los temas que concentra la atención es el de los aranceles que ha impuesto Estados Unidos a diferentes países y en especial a China, con el que actualmente tiene una disputa considerada como guerra comercial. En la cumbre se reunirán el mandatario Donald Trump y el dirigente chino Xi Jinping, en el que es uno de los encuentros más esperados.

China mostró hoy su esperanza de obtener "resultados positivos" del encuentro entre su presidente, Xi Jinping, y el de Estados Unidos, Donald Trump, que se celebrará en el marco de la cumbre del G20 en Buenos Aires que comienza este viernes y en la que se espera que se hable de la guerra comercial.

"Esperamos que Estados Unidos vaya en el mismo rumbo que China, esforzándose para conseguir resultados positivos en el encuentro", dijo en rueda de prensa el portavoz del Ministerio de Comercio, Gao Feng.

Las miradas se concentran en determinar si estos líderes lograrán llegar a un acuerdo que implique el desescalamiento de las tensiones. Sin embargo Trump ha amenazado con gravar todos los productos chinos importados y podría encontrar una respuesta similar de China.

También hay expectativa sobre el encuentro entre Trump y el presidente de Rusia, Vladimir Putin, que se vio amenazado horas antes de la cumbre debido a la captura de tres buques ucranianos por parte de las fuerzas rusas. Esta reunión lleva meses de organización y se da en medio de una fuerte crisis de las relaciones entre los dos países.

El petróleo será otro de los protagonistas con discusiones sobre su precio y el futuro de su producción. Allí participará la delegación de Arabia Saudí, que es uno de los principales países exportadores.

Sin embargo la participación del príncipe heredero, Mohamed Bin Salman se puede ver marcada por las acusaciones de que estaría implicado en el asesinato del periodista Jamal Khashoggi, ocurrido en el consulado saudí en Estambul.

Durante la cumbre también se espera que se hable de multilateralismo y continúe la discusión que fue abierta por el presidente de Francia, Emmanuel Macron, sobre la necesidad de asumir los temas más importantes en foros globales. En ese aspecto debe discutirse el calentamiento global y la búsqueda de soluciones.

El multilateralismo ha encontrado un gran opositor en Trump, que ha retirado a Estados Unidos de tratados globales y que horas antes de viajar a Argentina afirmó que no cree en un informe presentado por su propio gobierno sobre las alarmas del cambio climático.

Las tensiones se verán desde las primeras horas de la cumbre, que también incluye reuniones oficiales entre los diferentes mandatarios para analizar temas bilaterales.

 

 

Cargando