Fiscalía: Contralor de Bogotá ayudó a Odebrecht en la Petar Salitre

Juan Carlos Granados se declaró inocente de los cargos imputados por la Fiscalía.

Las pruebas en contra del actual contralor y entonces gobernador de Boyacá, Juan Carlos Granados, son las mismas que motivaron su llamado a interrogatorio por el caso Odebrecht. 

Voces en contra 

Una declaración de Federico Gaviria, ahora testigo de la Fiscalía en este escándalo de corrupción, se convierte en la base de la imputación de cargos contra Juan Carlos Granados. 

Sin embargo la Fiscalía también aportó un listado de pruebas que incluyen entrevistas a quienes trabajaron con el ex gobernador, las planillas de ingreso a la casa del ex congresista Plinio Olano y una testimonio del ex presidente de Odebrecht, Eleumberto Martorell. 

En esas declaraciones, según la Fiscalía, quienes lo conocen lo ubican en reuniones con directivos de Odebrecht y el ex congresista Olano para conseguir de la multinacional un apoyo económico a su campaña a la Gobernación de Boyacá. 

Apoyo a la campaña 

Todas la pruebas, según la Fiscalía, demostraron como el actual contralor de Bogotá recibió de Odebrecht al menos 200 millones de pesos como aportes para su campaña a la Gobernación de Boyacá. 

"Como gobernador usted señor Granados, abandonó sus deberes en la protección de los recursos públicos y lo que derivó del contrato para la Vía Charala - San Gil y se interesó en favorecer a Odebrecht", señaló la Fiscalía

Como la vía en la que supuestamente participaría Odebrecht finalmente no se adjudicó a la multinacional, le apostaron, ya como gobernador, al contrato para la construcción de la planta de tratamiento del Salitre en el sur de Bogotá

Reuniones para Petar 

Según la Fiscalía fuero varias las reuniones en las que participó el contralor Granados, el ex senador Plinio Olono, el empresario Federico Gaviria, el expresidente de Odebrecht, Eleuberto Martorell y el director Car Cundinamarca, Carlos Ignacio Ballesteros. 

Para la fiscal del caso la única intención de esas reuniones era conseguir que el millonario contrato de la Planta de Tratamiento Salitre se entregará a Odebrecht, como efectivamente ocurrió. 

En la audiencia de imputación la Fiscalía entregó todas las evidencias que confirmarían las reuniones anteriores a la adjudicación del contrato a la multinacional, de acuerdo con los investigadores, gracias a las gestiones del ex gobernador Granados. 

Inocente 

La Fiscalía imputó los delitos de interés indebido en la celebración de contratos y concierto para delinquir, delitos que el contralor de Bogotá, Juan Carlos Granados no aceptó.

Cargando