Editoriales

Ojo con los mayores

Descargar

Compartir

El código del iframe se ha copiado al portapapeles

En momentos de vacunación para personas mayores, valga la pena una reflexión, hecha con ánimo constructivo, de aportar a un proceso con el que todos debemos estar sintonizados.

Muchos adultos mayores, muchos ancianos, no dominan los sistemas, no tienen manera de manejar la tecnología… y no todo el mundo tiene un hijo o un familiar que ayude.

Estamos hablando de personas que se cansan, que tienen limitaciones visuales o auditivas, que muchas veces padecen disminución de sus capacidades mentales.

En el caso de mi padre, que pasa de los 90 años, ha sido un proceso lento el de conseguir cita. Mi hermana, que es una persona vital, una profesional, se aplicó a hacer todo el proceso de actualización, de uso de la página de internet, de las llamada… pasó horas y horas durante días, esperando una contestación que no se produjo.

Ayer domingo se despertó a las 6 a ver si lograba comunicación; la atención comenzaba pasadas las 8 y a esa hora, quizás por ser domingo en la mañana, logro por fin pasar del pregrabado en atención al usuario a actualizar verbalmente los datos que ya habían sido actualizados hace semanas, y solo así logró una cita para hoy en la mañana

Ella, repito, que es una profesional preparada, que entre otras cosas es médica, me dijo que es un proceso largo, engorroso, tecnológico, y que hasta ella tuvo momentos de estrés e impaciencia.

Cómo será para las personas de este primer grupo y del que viene, que son mayores y tienen, como digo, unas condiciones especiales.

Es este un amable llamado de atención al gobierno y las entidades comprometidas con la vacunación para que entiendan que a los mayores hay que facilitarles las cosas y entender sus naturales limitaciones. Eso solo eso, con inmenso respeto y aprecio lo digo.

Cargando

Escucha la radio en vivo

Elige una ciudad

Caracol Radio

Caracol Radio

Programación

Último boletín

Ciudades

Elige una ciudad

Caracol Radio

Compartir