Orden Público

Violencia

Se dispararon las cifras de violencia en Boyacá en el ultimo año

Los accidentes de tránsito, los suicidios, y los homicidios, son las principales fuentes de muerte en el 2021 en el departamento.

(Colprensa / Archivo)

Tunja (Colombia)

Al hablar de las muertes violentas, la academia incluye para el análisis los homicidios, suicidios, muertes accidentales y muertes en accidente de tránsito.

En los últimos 12 años, de acuerdo con las cifras preliminares entregadas por el Instituto de Medicina Legal y Ciencias Forenses (IMLCF), Boyacá registró las cifras más altas de violencia, precisamente en el 2021.

“Es preocupante el horizonte que tenemos al respecto porque las pérdidas de vidas humanas son un problema de salud pública. La violencia sexual aumentó en el 32,6%, entre el 2020 a 2021. Desde que medicina legal lleva registros departamentales, los datos de suicidios son los más altos. Lo que nos dicen las estadísticas es que afloran los conflictos sociales, de salud mental, económicos y problemas públicos y disparidades en el marco de la reactivación en pandemia”, sostuvo Jacinto Pineda, Docente Investigador de la Escuela Superior de Administración Pública, ESAP.

Sin embargo, Pineda hizo la salvedad de que el departamento de Boyacá presenta un incremento inferior al del país en los hechos de violencia.

Lo que más llama la atención en medio del análisis de las cifras, es el incremento de los suicidios y la violencia sexual.

“En Colombia las muertes violentas en el año 2021 tuvieron un incremento del 17,34% con relación al 2020, al pasar de 22.229 casos a 26.086; ahora en el caso de Boyacá el aumento es de 11,92%. Desde 2010 cuenta con un comportamiento regular, motivado por la baja de los homicidios. El factor determinante de las muertes violentas en Boyacá fue el homicidio hasta el 2010, luego de este año los accidentes de tránsito se convirtieron en el motor del indicador, siendo en el 2021 el factor con mayor peso al aumentar el 22,3%, pues 230 personas murieron en accidentes de tránsito durante el 2021, de los cuales 83,48% de las víctimas eran hombres además 14 muertes afectaron menores de edad”, explicó Pineda.

El investigador también discriminó las ciudades que más tienen dificultades en esta materia: “Tunja con 59 hechos es el municipio de mayor número de muertes violentas, le siguen Sogamoso con 37, Duitama con 36 y Puerto Boyacá con 23. De igual manera Tunja con 9 homicidios es la ciudad con mayor frecuencia de casos igual que Puerto Boyacá y seguidos por Duitama con 7. Tunja con 29 muertes es la de mayor número de casos en accidente de tránsito, seguida por Sogamoso con 21 y Duitama 15. Es así como el país debe repensarse este escenario, pues fueron los homicidios los que impulsaron el incremento, 1,706 más que en el 2020”.

El suicidio es uno de los flagelos que más prende alarmas según las cifras de Medicina Legal: “desde que medicina legal, 2004, hace seguimiento a través de las estadísticas del suicidio no presentaba en Boyacá un número tan alto de casos. El suicidio más allá de las circunstancias individuales es un problema publico asociado, en ocasiones, a factores de salud mental. Las vivencias de la pandemia han exacerbado el estrés, el miedo, la ansiedad, la pérdida de confianza en el futuro, el temor a ser contagiado y otras”, mencionó el investigador y economista.

Dijo que la agudeza del fenómeno en Boyacá, se refleja en que “mientras el incremento en Colombia, entre el año 2020 y 2021 fue de 7,2%, en Boyacá alcanzó el 12%. Por ciudades Tunja es el de mayor de casos con 12, le siguen Duitama con 11 y Sogamoso con 9”.

El incremento de la violencia sexual en Boyacá, tambien es uno de los factores sociales que evidencian una urgencia en el tema de políticas publicas para ocuparse de este problema social.

"En el 2021 se registraron 602 casos, un incremento del 32,6% con relación al 2020 pero menor al 2019, una cifra muy dolorosa por las implicaciones para las víctimas. El 58.8% de las víctimas son menores de 15 años; 38 casos las afectadas menores de 5 años. El 90,36% las víctimas son mujeres y atención con esta cifra, el 15,5% de los niños víctimas de presunto delito sexual son menores entre 0 a 4 años”, puntualizó Pineda.

La academia asegura que pone a disposición este análisis, para que en un conjunto, las instituciones intenten buscar soluciones para que el panorama sea más positivo para los boyacenses.

El siguiente artículo se está cargando

Escucha la radioen directo

Caracol Radio
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

Programación

Ciudades

Elige una ciudad

Compartir

Más acciones

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad