6AM Hoy por Hoy6AM Hoy por Hoy

Programas

Alcalde Daniel Quintero: Concejo de Medellín está dominado por el Centro Democrático

El alcalde de Medellín, Daniel Quintero, dio declaraciones sobre su fuerte discusión con el concejal Sebastián López, la situación financiera de Tigo-Une y la pérdida de al menos 20 billones de pesos.

Alcalde Daniel Quintero: Concejo de Medellín está dominado por el Centro Democrático

Alcalde Daniel Quintero: Concejo de Medellín está dominado por el Centro Democrático

07:16

Compartir

El código iframe se ha copiado en el portapapeles

<iframe src="https://caracol.com.co/embed/audio/undefined/1695400681677/" width="100%" height="360" frameborder="0" allowfullscreen></iframe>

Alcalde Daniel Quintero y concejal Sebastián López. Fotos: Alcaldía de Medellín y @sebaslopezv

El pasado 22 de septiembre se presentó una fuerte discusión a la salida del recinto del Concejo de Medellín, entre el alcalde Daniel Quintero y Sebastián López Valencia, concejal de la ciudad.

Lea también

Mientras el alcalde daba declaraciones a la prensa sobre la difícil situación financiera de la empresa Tigo-Une y la participación de EPM en la compañía, Quintero y López cruzaron recriminaciones sobre la pérdida de recursos económicos en la ciudad.

La discusión terminó en una agresión verbal entre los funcionarios y sin decisiones sobre qué hacer con Tigo-Une, que tiene plazo de menos de un mes antes de ser sometida a reorganización por parte del Gobierno Nacional.

El alcalde de la capital antioqueña habló sobre este hecho en 6AM Hoy por Hoy, y aseguró que el Concejo de Medellín está “dominado por el Centro Democrático” y la corporación prefiere que haya un detrimento patrimonial en la ciudad, antes que tomar buenas decisiones sobre la compañía.

El conflicto se dio en el marco de la toma de decisiones sobre el futuro de la empresa UNE EPM Telecomunicaciones. Quintero comentó que el Concejo de Medellín ya “había negado cinco veces la posibilidad de que se recuperaran los recursos, con un argumento cínico”.

Preferían que se perdiera la plata de los antioqueños, que nos tumbaran, a que el proyecto fuera aprobado porque decían ellos que esa plata podría terminar siendo usada en el plan de desarrollo de la ciudad”, comentó.

Desde su postura, negarse a la recuperación de recursos solo beneficia a la empresa Millicom, administradora de Tigo en Colombia, que se quedaría con los recursos de la empresa pública. Esto, aseguró, sería “un detrimento patrimonial”.

“Millicom le dijo a EPM que la plata que le había entregado la ciudad para administración, contra nuestra propuesta en el 2013, se había acabado y ahora tenían unas deudas por pagar”, dijo.

Y añadió que la multinacional se comunicó con la administración de la ciudad, que preside la junta de EPM, para decirle que “necesitaban 600 mil millones de pesos. Necesitaban que nosotros les diéramos esa plata pública o si no se quedaban con el 98% de la empresa”.

Choque de trenes

El mandatario explicó que se encontraba en una rueda de prensa posterior a la presentación del proyecto de acuerdo sobre dilución de UNE EPM Telecomunicaciones, propuesto por la multinacional Millicom, cuando se dio la discusión con el concejal López.

Se metió e interrumpió la rueda de prensa el concejal (Sebastián López Valencia), pidiendo que fuera el Centro Democrático el ponente de ese proyecto, para que asuman su responsabilidad política por la tumbada que le han metido a los antioqueños”, dijo.

Añadió que el López se empezó a “bloquear a los periodistas” y aunque estos le pidieron que se retirara, el funcionario no lo hizo. Ante su resistencia, el episodio “terminó en el enfrentamiento que ya el país conoce”.

En un video registrado y difundido por redes sociales, de evidencia cómo el concejal López acusa al alcalde Quintero de “robarse a EPM”. El mandatario respondió con la misma acusación y con el ánimo alterado amenazó con golpearlo.

La amenaza del alcalde causó reacciones de todo tipo y caldeó aún más los ánimos en la discusión sobre el futuro de la compañía.

“Nos da rabia cuando nos roban y dicen mentiras”, aseguró Quintero sobre el motivo de su exaltación en el episodio del 21 de septiembre.

Sobre el futuro de UNE EPM Telecomunicaciones

Durante su conversación con 6AM Hoy por Hoy, Quintero explicó que tuvo que presentar él la propuesta de dilución ante el Concejo de Medellín, aunque es una iniciativa de Millicom, por la negativa de la multinacional para hacerlo.

La dilución es una de las alternativas que se han planteado para salir del conflicto sobre el futuro de la empresa. Sin embargo, explicó el mandatario, Millicom busca quedarse así con el 98% de las acciones y dejar a EPM como dueña de solo el 2% de la compañía.

Esto, a pesar de que en la actualidad EPM es la dueña del 50% más una acción. La multinacional, por su parte, posee el 49,99% de las acciones.

Aun así, en Millicom intentaron, en una votación por mayoría simple, aprobar la dilución sin que esta fuera aprobada en el Concejo de Medellín.

Aunque en las últimas horas se conoció que Millicom estaría dispuesta a comprar las acciones de EPM en TIGO UNE Telecomunicaciones por un valor 10% mayor, Quintero explicó que su propuesta se debe a que en la junta de EPM “nos negamos a la jugada que intentaron hacer”.

Con esto hizo referencia a un extraño cambio en el costo de las acciones de la empresa, que pasaron de tener un valor superior a los $400.000, a ser demandadas por un costo poco mayor a los $2.000.

EPM es una empresa de 120 billones de pesos, muy sólida en todos los factores financieros”, indicó el alcalde Quintero, quien preside la junta directiva de EPM.

Y añadió: “esta empresa realmente vale más de lo que ellos trataron de diluirnos ahorita. Ya tenían unas negociaciones avanzadas con otra empresa para vender. Vamos a estudiar cada nueva propuesta que hagan”.

Al tiempo que el proyecto de acuerdo de Millicom cursa su trámite de discusión en el concejo de Medellín, el Gobierno Nacional hace seguimiento al caso.

Durante la sesión del 20 de septiembre en el Senado de la República, el ministro de las TIC, Mauricio Lizcano, expresó que es poco probable que se dé un acuerdo de dilución o se logre la capitalización de la empresa, que es otra de las salidas.

Sin embargo, la compañía tendrá hasta el 11 de octubre para tomar una decisión al respecto.

En caso de superar esta fecha sin solución al conflicto, el Gobierno Nacional entrará a hacer una reorganización de la empresa, para proteger los empleos, la operación, la prestación del servicio de telecomunicaciones y los recursos públicos y privados comprometidos en ella.

El siguiente artículo se está cargando

Escucha la radioen directo

Caracol Radio
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

Programación

Ciudades

Elige una ciudad

Compartir

Más acciones

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad