El ABC de las alzas en las tarifas del agua potable

El director de la Comisión de Regulación de Agua Potable explica detalladamente qué implica la nueva regulación tarifaria.

El director de la Comisión Reguladora de Agua Potable y Saneamiento, Julio César Poveda, le explicó a Caracol Radio en qué consiste el nuevo marco regulatorio de las tarifas del servicio de acueducto y alcantarillado, y en qué casos se incrementarán los precios de las facturas a los usuarios.

Lo primero que hay que decir es qué significa que haya un nuevo marco regulatorio de las tarifas. Aguilera indicó que es un reglamento de calidad y descuentos.

“Son dientes que les damos a los usuarios para que, si el servicio no se presta en las condiciones definidas por la comisión, exista la posibilidad de recibir un descuento en las facturas”.

 

CONDICIONES PARA REGULACIÓN DE LA TARIFA

Existen tres condiciones para la regulación de las tarifas.

La primera es la continuidad. Las empresas prestadoras solo podrán suspender el servicio por máximo tres días cada semestre. “Si en un semestre yo fallo más de tres días, el día cuarto correspondería a un descuento en mis facturas”, apunta Aguilera.

El segundo criterio es la calidad del agua. “La calidad del agua tiene que ser potable. Si no se entregó agua potable, habrá sanciones o investigaciones por Superservicios”, dice Aguilera.

Y el tercer punto es que las empresas se esfuercen por no recibir reclamos comerciales. “Que los reduzcan de tal manera que no afecten a usuarios. No deberían ser más de cuatro reclamos por cada mil usuarios”, señala el funcionario.

Además, según Aguilera, con este marco “estamos mandando señales para que las empresas reduzcan como mínimo un 50% de los niveles de pérdidas de agua que tienen hoy”.

 

¿SUBEN O BAJAN LAS TARIFAS?

Sobre el posible aumento de las tarifas, Aguilera insiste en que los incrementos dependen de las ciudades. “No todas las ciudades van a tener incrementos. Lo que hemos estimado es que para ciudades grandes en donde exista incremento, este será del 3% en promedio”, apunta.

Y en las ciudades donde habrá aumento, ¿por qué se producirá? “Si suben las tarifas, es porque la diferencia ente la cobertura que tengo y a la que tengo que llegar, me obliga a ejecutar inversiones para alcanzar esos niveles de cobertura”, acota Aguilera.

“Las ciudades que tienen más grandes rezagos en cobertura, son las que eventualmente tienen que hacer un mayor esfuerzo en su tarifa”, asevera.

¿Y por qué en otras ciudades, bajará la tarifa? “Porque hay ciudades que ya alcanzaron el nivel de cobertura del 100% y seguramente esos costos de inversión ya no pesan tanto dentro de la tarifa, por eso hay eventuales reducciones. Ya las necesidades de inversión no son para ampliar cobertura, sino para mantener lo que se tiene”, esclarece el funcionario.

 

EN PLATA BLANCA

Según el ejemplo que entrega el director de la Comisión Reguladora de Agua Potable, si una persona de una ciudad grande (de más de 100 mil habitantes), donde el aumento será en promedio del 3%, paga mensualmente 80 mil pesos, su factura subirá solo 1.600 pesos.

“Por ahora solo tenemos reporte de Bogotá, en donde nos informan que la tarifa va a reducirse alrededor el 3%. Hoy vamos a comenzar a recibir los reportes de las tarifas en las demás ciudades, de cómo se va a comenzar a aumentar o reducir”, puntualiza el directivo.

 

¿CUÁNDO SE REFLEJARÁ EL CAMBIO EN LA TARIFA?

El reflejo en la factura depende del período de facturación. “La mayoría de las empresas tiene período de facturación a un mes. Las facturas que lleguen en agosto, seguramente van a tener reflejado este valor. Eventualmente, ni siquiera suban, porque los distritos puedan incrementar el nivel de subsidio”, señala Aguilera.

Este nuevo marco regulatorio rige desde este 1 de julio para las empresas de acueducto que tengan más de cinco mil usuarios. Para los acueductos menores, que se ubican en aproximadamente 900 municipios, se expedirá una regulación más sencilla y con características especiales a finales del 2016.

Cargando