"Zeta" amenaza con convertirse en huracán

La inusual tormenta tropical "Zeta", la vigésimo séptima de la turbulenta temporada de huracanes que oficialmente finalizó hace más de un mes, ganó fuerza hoy en el medio del océano Atlántico y amenaza con convertirse en un huracán.

La inusual tormenta tropical "Zeta", la vigésimo séptima de la turbulenta temporada de huracanes que oficialmente finalizó hace más de un mes, ganó fuerza hoy en el medio del océano Atlántico y amenaza con convertirse en un huracán.

"Zeta" tenía hoy vientos máximos sostenidos de 100 km/hora, un aumento de unos 20 km/hora con relación a las pasadas 24 horas y a sólo 19 de convertirse en un huracán de categoría uno en la escala Saffir Simpson, que llega hasta cinco.

"Las condiciones parecen favorables para que Zeta se transforme en un huracán suave", dijo a EFE el meteorólogo Kim Brebamder del Centro Nacional de Huracanes (CNH) de Estados Unidos, con sede en Miami.

"Esta ha sido una tormenta muy insistente que afortunadamente no amenaza tierra firme", agregó.

"Zeta" se desplazaba hoy hacia el oeste-suroeste a unos siete kilómetros por hora y se prevé que continúe en esa trayectoria en las próximas horas, lo que significa que no afectará territorios continentales o islas.

De acuerdo al informe más reciente del CNH de las 15.00 GMT, a esa hora la tormenta se encontraba a unos 2.250 kilómetros al este noreste de las islas Leeward, es decir cerca de la latitud 23,00 grados norte y de la longitud 42,1 oeste.

La temporada de huracanes en el Atlántico norte, que comenzó el 1 de junio y finalizó el 30 de noviembre, ha sido la más intensa de la historia, con 27 tormentas tropicales y 14 huracanes, de los que la mitad alcanzaron la máxima categoría de cinco grados de intensidad en la escala Saffir-Simpson, entre ellos los devastadores "Katrina", "Rita" y "Wilma".

Los meteorólogos han tenido que recurrir este año, por primera vez en la historia, al alfabeto griego, después de que se acabaran los 21 nombres de la lista de tormentas elaborada para la temporada 2005 con la formación del huracán "Wilma", que azotó a finales de octubre al Caribe mexicano y a Florida (EEUU).

La próxima temporada en el Atlántico norte será muy activa, pero menos intensa que la de 2005, pronosticó la semana pasada William Gray, profesor de Ciencias Atmosféricas de la Universidad de Colorado (EEUU) y considerado como el "gurú de los huracanes", por lo acertado de sus vaticinios.

Gray prevé para 2006 la formación de 17 tormentas tropicales y nueve huracanes, cinco de ellos intensos, con vientos superiores a los 177 kilómetros por hora.

El científico dijo que la elevada temperatura de las aguas contribuirá este año al desarrollo de ciclones en la zona.

Cargando