Derrame de petróleo afectará costa peruana “a largo plazo”: ONU

Naciones Unidas advirtió que la recolección de crudo no es suficiente para combatir la contaminación que se asentó en la zona.

Atención en las playas de Perú tras el derrame de 6.000 barriles de petróleo en la costa. Foto: GettyImages

 

La Unidad Conjunta de Emergencias Ambientales de Naciones Unidas entregó al gobierno peruano los resultados de su visita a la zona costera en la que se registró el derrame de cerca de 12.000 barriles de petróleo por parte de la empresa española Repsol.

Esta misión de expertos realizó una serie de visitas y sobrevuelos de la zona entre el 23 de enero y el 11 de febrero entre las que tuvo distintas reuniones con “autoridades y especialistas del Estado, actores de la sociedad civil, personas afectadas en la zona del desastre, y representantes y equipos técnicos de la empresa”.

Tras esas tres semanas de trabajo se concluyó que la cantidad de crudo derramada cubrió más de 1400 hectáreas de mar y tierra incluyendo más de 500 hectáreas de reservas de fauna y zonas protegidas, lo que ha significado la contaminación de cerca de 80 kilómetros de costa y que lo convierte “en el peor desastre ecológico que ha afectado al país en su historia reciente”.

Si bien se resalta que las operaciones de limpieza eliminaron la vista de una gran mancha de crudo en el mar, hay zonas aisladas de contaminación que funcionan como trampas de crudo y que pueden convertirse en “una fuente de contaminación secundaria con consecuencias negativas para el medio ambiente a mediano plazo”.

Para la misión de la ONU, este impacto ya se ha sentido en las comunidades locales que viven de la pesca y del turismo. Pese a estos problemas, la ONU advierte que “no se evidencia que se haya producido evaluaciones de daños ni análisis de necesidades integrales a la población” y por ello recomiendan hacer estos análisis para poner en marcha planes de asistencia.

Entre estas preocupaciones está que la contaminación registrada en las zonas costeras “podría tener un efecto negativo de largo plazo en especies como mariscos o conchas” y por ello se pide que antes de abrir playas o retomar el consumo de productos marinos, se implemente un “plan de monitoreo ambiental que permita determinar el momento en el cual sea saludable” hacerlo.

La ONU concluye pidiendo que se adopte “la metodología del Sistema de Comando de Incidentes (SCI) para gestionar y conducir la respuesta ante ésta y futuras emergencias”, integrando empresas responsables de limpieza, gobiernos locales y entidades nacionales que puedan realizar un plan de contingencia de varios sectores para enfrentar estos desastres.

Cargando

Escucha la radio en vivo

Elige una ciudad

Caracol Radio

Caracol Radio

Programación

Último boletín

Ciudades

Elige una ciudad

Caracol Radio

Compartir