‘Viuda de Autorrolings’ deberá seguir pagando su condena de 52 años.

La Corte Suprema inadmitió una demanda con la que argumentaba que no habían suficientes pruebas en su contra.

Marelby Sofía Jiménez Pérez, o la “viuda de Autorrolings”, fracasó en el intento de que su condena de 52 años de prisión se redujera a 39, pues la Corte Suprema de Justicia inadmitió una demanda de casación que interpuso su defensa para dicho objetivo.

El argumento de Jiménez, era que las decisiones judiciales en su contra no tenían pruebas suficientes, pero la Corte, encontró que bien actuó el Tribunal de Villavicencio, al condenarla por ser determinadora de cuatro homicidios agravados y una tentativa de homicidio agravado.

Los asesinatos se dieron por su interés de adueñarse de varios centros de diagnóstico de la empresa Autorrolings. Mandó a asesinar a su esposo Óscar William Parrado; a su hijastro de 19 años, Óscar Steven Parrado; al primo de su esposo, Iván Rodrigo Parrado Ackine y; el abogado de la empresa, Jorge Enrique Mora Clavijo.

El que se salvó fue el abogado Fredy Iregui Aguirre, quien aseguró que ella sí tenía la intención de adueñarse de la empresa.

La Corte además de inadmitir la demanda señaló que existió un hilo conductor, “común entre todos los delitos, que inexorablemente conduce a la procesada Marbellys Sofí Jiménez y sus afanes económicos”.

 

Cargando