Las seis mentiras de Teodolindo sobre su participación en la reelección

La Corte Suprema dice en la condena de 8 años de cárcel al ex congresista Teodolindo Avendaño, que incurrió en una “cadena de mentiras”.

La sentencia de la Corte Suprema de Justicia en la que se condena a 8 años de cárcel al ex congresista Teodolindo Avendaño señala que él incurrió en una “cadena de mentiras” por negar su reunión con el ministro de protección, la compra de una notaria en su favor, las falsedades por las cuales se habría ausentado el día de la votación de la reelección, además que no pudo justificar 200 millones que recibió

La primera mentira de Teodolindo Avendaño fue su ausencia del recinto del congreso la noche en que se voto la reelección ya que el aseguró que su hijo se había accidentado y la Corte desmiente señalando que el accidente fue cuatro días antes

La segunda mentira esta relacionada con el encuentro con el ministro de protección social, Diego Palacios, ya que Teodolindo aseguró que el día de la votación se reunió con él para hablar tema de salud Sobre esta situación la Corte señala que es poco probable que por casualidad el Ministro de la Protección visitara esa misma tarde a Teodolindo, uno de los miembros del partido conservador que se había apartado de las directrices del partido, el mismo que no asistió en la mañana al desayuno en Casa de Nariño, sólo para escuchar de él quejas acerca del sistema de salud

Señala la Corte que “aun cuando el Ministro de la Protección sostuvo en la declaración rendida ante la Corte no haber intervenido de manera alguna en el trámite del proyecto de acto legislativo para la reelección presidencial esa afirmación contrasta con su reciente intervención en el trámite de un proyecto similar, el referendo para una nueva reelección presidencial, en el cual, pese a no versar acerca de un tema afín con su cartera”

La tercera mentira esta relacionada con las llamadas de la Casa de Nariño, y en este punto la Corte revela que Teodolindo Avendaño, fue llamado en dos ocasiones desde la Presidencia de la República y una más desde la Vicepresidencia, comunicaciones que por sus intervalos y su duración denotan un interés desde del Palacio de Nariño por comunicarse con él momentos antes de iniciarse el debate y durante su desarrollo

La cuarta mentira relacionada con la Notaria ya que Teodolindo dijo que de notarias solo tenia unos recortes de prensa ya que le llamo la atención los millonarios recaudos de estas La Corte señala que las mismas agendas personales permiten establecer que Teodolindo Avendaño, además de interesarse por el tema de las Notarías, mantuvo contacto con funcionarios del Ministerio del Interior y Justicia y de la Secretaría General de la Presidencia de la República, encargados por razón de sus funciones de intervenir en los trámites previos a la designación de Notarios En efecto, a más de haber relacionado en su directorio personal al Viceministro del Interior, Hernando Angarita Figueredo y al asesor de la Secretaría General de la Presidencia, Juan David Ortega, en varios de sus folios registró a título de “agenda” diaria, compromisos o llamadas por hacer a ellos

Así mismo se estableció en estas agendas que estaba el numero de la Casa de Nariño y el nombre de Juan David Ortega asesor quien estaba pendiente de los proyectos de ley y del congreso a quien la Corte ordena investigar por una supuesta falsedad de testimonio por negarse a declarar lo que sabia de estos hecho

La quinta mentira de Teodolindo esta relacionada en que no visitó el Ministerio del Interio pero en la inspección practicada al Ministerio del Interior y de Justicia, quedó evidenciado que después del mes de junio de 2004, cuando ya no ostentaban la calidad congresional, Teodolindo y Yidis Medina frecuentaron al Viceministro Hernando Angarita Figueredo

“No cabe duda de la reiteración de estos encuentros, pues en los libros de ingreso de visitantes del Ministerio correspondientes al periodo comprendido entre el 6 de febrero de 2004 y el 19 de mayo de 2006, se registraron al menos 18 visitas efectuadas por la señora Medina Padilla en compañía de distintas personas, incluida la efectuada el 15 de octubre de 2005 con Teodolindo Avendaño y Milton Contreras Amel, para entonces Jefe de Asuntos Notariales de la Superintendencia de Notariado y Registro

“Constituye una circunstancia indicadora de la existencia de compromisos burocráticos asumidos por el Gobierno a cambio del apoyo brindado en el trámite de la reelección presidencial, pues nada explica que estos dos ex congresistas que apenas si tuvieron un fugaz paso por el Congreso, cuyo único motivo de recordación fue su postura frente a ese proyecto de Acto Legislativo para la reelección presidencial, pasaran de la noche a la mañana a ser recibidos por funcionarios de primer orden en la jerarquía gubernamental” señala la determinación

La sexta mentira es que no conocía a Luis Camilo Omeara, quien fuera designado notario 67, la cual fue entregada a Teodolindo

La Corte en este sentido le da credibilidad a Yidis Medina, cuando ella manifiesta que de esta notaria salía el dinero para pagar cerca de 200 millones de pesos que fueron entregados a Teodolindo ademas que se acreditan por lo menos 18 llamas entre ellos

Dice la Corte que ante hechos tan evidentes como los nexos de Teodolindo y su relación con el Notario 67 y el constante flujo de efectivo y cheques a sus cuentas, dio muestras de su conocimiento acerca de la ilicitud del origen de tales recursos, al sostener, en un esfuerzo desesperado por desprenderse de su compromiso penal que el “Notario 67 era de Yidis”, y que, cuando ella no “tenía la plata” con él solucionaba sus problemas. En la parte final del fallo, la Corte Suprema pide a la Fiscalia investigar a la asesora de palacio, Maria Claudia Salgado Rodríguez por un supuesto ofrecimiento de “prebendas” a congresistas para el trámite del proyecto de reelección presidencial en el año 2004

Esta solicitud fue hecha debido a la declaración de la ex congresista Yidis Medina

Cargando