Andrés Castillo, el ‘Ironman’ que quiere ganarle a Lance Armstrong

Crónica de la prueba de triatlón de Orlando, Florida, donde el colombiano Andrés Castillo tuvo un destacado cuarto lugar.

“El director de la prueba no se cansaba de decir que nos relajáramos que aún faltaba mucho tiempo; pero cada uno estaba en su propio mundo y toda esa adrenalina contenida explotó en los primeros 100 mts, los cuales nadamos unos encima de otros, fue peor que una salida de un triatlón olímpico, pues exactamente 100 mts después de la salida, debíamos girar bruscamente a mano izquierda y todos queríamos tomar el mismo camino. Esta vez me fui con todo adelante, pateé y braceé sin importar que lo único que cogiera fueran brazos, cabezas y piernas. Me ubiqué rápidamente en el primer lote, sin contar a Potts y Poulat. Me sentí cómodo y finalmente salí cuarto del agua. Sabía que Lance estaba detrás mío y solo pensaba que alguien tomara una foto de ese instante… aún no ha aparecido, pero aparecerá”…Así es el triatlón, así es como se vive apenas un instante, un pedazo de la prueba titánica a la que decenas de hombres y mujeres deciden someterse

En el calendario de Ironman, que reúne a los mejores triatletas del mundo, el colombiano Andrés Castillo competencia tras competencia se ha venido destacando a verdadero pulso

Las marcas son para los libros, los récords quedan en el papel, pero el progreso y la superación personal prueba tras prueba, desafiando muchas más adversidades que la distancia a recorrer, es lo que ha hecho de Andrés un ‘todoterreno’ capaz de competirle al mismo Lance Armstrong

Y la competencia no solo es física, así como en Fórmula uno, hay quienes llegan patrocinados y entrenados como si fuesen la mismísima escudería Ferrari. Hay otros, como Andrés, que deben luchar contra esos ‘Ferrari’ montados en un ‘Force India’

“Armstrong tiene sus propios masajistas, chef, mecánico, es todo un auge la maquinaria que tiene detrás”, comenta Andrés

Ese hecho de que el triatleta colombiano, en todas las carreras se levante el presupuesto para competir, es lo que lo hace grande, pues únicamente los buenos resultados son los que le dan el dinero para seguir al lado de los grandes

Armstrong, el objetivoEste fin de semana, nuevamente Andrés Castillo tuvo el reto Ironman, en esta ocasión, una prueba llevada a cabo en Orlando, Florida. Para esta edición, el recorrido era nuevo. Condiciones iguales para todos los competidores. La natación era en el lago Eva, en la localidad de Haines City. 1900 metros de recorrido. Casi dos kilómetros nadando en un cardumen de triatletas donde la ubicación hacía la diferencia. Pero ubicarse en medio de decenas de hombres, que harían hasta lo imposible por no dejarse sobrepasar no era fácil, tal como lo vivió y relató textualmente Andrés Castillo al inicio, en aquella prueba de Saint Croix, en las Islas Vírgenes

Esta vez, en Orlando, quizás vivió una copia de aquella experiencia. Al salir del agua, el colombiano era cuarto, con un minuto de desventaja detrás del estadounidense David Kahn, pero de nuevo por delante de Lance… De nuevo, esperando aquella anhelada foto

El bogotano detuvo el cronómetro en 24:45. Armstrong tocó tierra siete segundos después. El ‘Force India’ volaba en el agua contra el ‘Ferrari’

Desafío para las piernasA continuación venía la prueba de ciclismo. Quienes habían salido por delante del monstruo ganador de siete veces el Tour de Francia sabían que tenían leves opciones de conservar aquella ventaja

Tan pronto Armstrong montó la bicicleta en el recorrido de Polk County, las diferencias comenzaron a evaporarse en la húmeda temperatura de Orlando. El ciclista, que devoró varias veces el Alpe d´Huez, esta vez en 90 kilómetros en un recorrido ondulado y rudo por el clima, gastó 2:01:13 segundos y lo más importante, se aseguró una ventaja de más de diez minutos sobre su más cercano persecutor para la última prueba

Andrés, pensando en aquél anhelado momento de cruzar por delante de Armstrong, se reventó las piernas, dio hasta más no poder para evitar que la diferencia en tiempo se hiciera eterna. En la línea de sentencia, el triatleta colombiano cruzó con 2:12:30

El último tramo del triatlón era la media maratón. 21 kilómetros trotando para cumplir con la total de la prueba. Eternos para cualquier humano pero desafiantes para estos deportistas. Y la meta de Andrés era sostenerse, no dejarse sobrepasar y si sus fuerzas titánicas le ayudaban, alcanzar a Armstrong

El remate de la carrera para el colombiano fue emotivo. Conservó el cuarto lugar en la prueba de Ironman, donde estaba Armstrong. En la llegada marcó 01:20:36, casi quince minutos por encima del ‘Ferrari’. El desafío del tiempo no importó, ni siquiera que sus registros finales estuvieran minuto y medio por encima de sus mejores históricos. Lo que valió fue haber recorrido 112,9 kilómetros y sumar puntos para clasificar al mundial. Solo los 50 mejores del ranking lo lograrán. Ese es finalmente su reto: Lograr estar en el mundial de las Vegas, que se disputará en agosto y por supuesto, estar en una foto, por delante de Armstrong

Orden de llegada en Orlando:

  Natación 1900 mCiclismo 90 kmAtletismo 21 kmTotal
1Lance Armstrong (USA)0:24:5202:01:0301:15:56 03:45:38
2Maxim Kriat (UKR)0:25:12 02:11:4301:16:54  03:56:56  
3Francesc Godoy (ESP)0:23:3202:13:1401:19:353:59:45  
4Andrés Castillo (COL)0:24:4502:12:3001:20:364:01:08
5Mauro Cavanha (BRA)0:24:5202:16:3201:16:4804:02:04  

*Fotografía, cortesía del archivo particular de Andrés Castillo****Escuche el audio con las declaraciones del atleta colombiano a Caracol Radio, después de la prueba de Orlando****

Cargando

Escucha la radio en vivo

Elige una ciudad

Caracol Radio

Caracol Radio

Programación

Último boletín

Ciudades

Elige una ciudad

Caracol Radio

Compartir