Ciudades

“Diariamente veíamos pasar entre 10 y 15 cadáveres”: campesinos del Canal del Dique

Mujeres, niños y hombres eran arrastrados por la corriente del cuerpo de agua tras ser asesinados por grupos paramilitares

Caracol Radio

Cartagena

Caracol Radio visitó el municipio de Santa Lucía, sur del Atlántico, donde en los últimos días se respira un clima de esperanza para muchos de sus habitantes por la medida de la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP), de ordenar la creación de un protocolo arqueológico que permita proteger los cuerpos de las personas dadas por desaparecidas ante la ejecución de la APP del Canal del Dique.

Ingresa al grupo de alertas de Caracol Radio Cartagena

Óscar Manuel Ortega, es un hombre quien ha residido gran parte de su vida al lado del Canal del Dique. La época más dura la vivió en carne propia durante el conflicto armado. En su juventud solía bañarse en el cuerpo de agua, sin embargo, esos momentos amenos terminaron convertidos en una pesadilla por la gran cantidad de cadáveres que le tocó ver cuando eran arrastrados por la corriente.

JEP acogió solicitud de Procuraduría en favor de las víctimas del Canal del Dique

Ortega cuenta que en el año 2000, época en la que se intensificó el conflicto en la zona, veía pasar entre 10 y 15 cadáveres diarios por el Canal del Dique, situación que con el pasar del tiempo se fue volviendo costumbre en los habitantes de esta población.

“Hubo una mañana que salí a bañarme y vi que iba una muchacha muerta con la cabeza destrozada cerca de la orilla. Al rato pasó un hombre sin brazo. Eso era a cada momento, era normal ver personas muertas correr por las aguas del Canal del Dique. Diariamente puedo decir que pasaban entre 10 y 15 cadáveres, eso sin contar los que estaban por debajo porque había algunos que no flotaban pues los animales se los devoraban. Observé personas desmembradas, picoteadas y macheteadas”, aseguró Ortega.

Muchas mujeres fueron arrojadas sin vida al Canal del Dique por paramilitares a manera de “castigo” por ser infiel a sus compañeros sentimentales.

“Veía pasar muchos cuerpos de mujeres sin cabeza. Se decía que la mujer que mataban ellos era porque le pegaban cacho a los maridos. Ellos las castigaban de esa forma, era algo muy repudiable en la comunidad”, expresó.

Los años pasan y en medio del sentimiento de dolor por todos los horribles hechos ocurridos durante el conflicto armado, las víctimas aún mantienen la esperanza de encontrar los restos óseos de sus seres queridos.

El siguiente artículo se está cargando

Escucha la radioen directo

Caracol Radio
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

Programación

Ciudades

Elige una ciudad

Compartir

Más acciones

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad