Hoy inician diálogos entre Gobierno y conductores para levantar paro

Se mantendrán operativos de control en Bogotá para evitar desmanes.

La mesa técnica estará encabezada por el Ministerio de Transporte y más de 13 agremiaciones formales para concertar una salida a este paro indefinido, que ha dejado pérdidas a la ciudad por los actos de vandalismo en tres días de bloqueos.

El Ministerio ha rechazado los actos violentos por algunos sectores informales en los que abiertamente hicieron llamados a delinquir, bloquear calles, destruir vehículos y amenazar ciudadanos causando pánico por medio de las redes sociales.

El Gobierno insistió que están abiertos para dialogar y encontrar puntos de acuerdo, pero que esto debe hacerse de manera legal.

Por otro lado, el Gobierno enfatizó que la presencia de las autoridades se va a mantener en Bogotá y municipios aledaños del sur y norte de la ciudad, para garantizar que no se afecte la movilidad y se permita el libre tránsito de los ciudadanos.

Durante el tercer día de paro transportador se mantuvo la expectativa de la decisión del gremio taxista para apoyar los conductores que rechazan la suspensión de más de 7.000 licencias de conducción por reincidencia.

La decisión de las Agremiaciones, Confederaciones y Asociaciones taxistas y transportadores de carga señala que, en su mayoría, no participarán del paro convocado para el viernes. El presidente del Consejo Superior del Transporte, Camilo García, confirmó que luego de consultar con cada gremio se llegó a la conclusión de no respaldar el paro convocado por un "sector minoritario" de la capital.

García expresó su preocupación afirmando que "realmente no sabemos quién lo está citando porque también son fenómenos de redes sociales o alguna persona que motiva a la ira o al odio, pero no hay una organización que lo esté organizando".

Si bien Hugo Ospina y Manuel Gil, representantes del Gremio taxista, señalaron que lo que menos buscan es "dañar la relación con el Gobierno Nacional" por lo que piden no afectar la movilidad en Bogotá, el gremio está dividido ya que algunos conductores expresaron su negativa con la decisión incluso resultando en un golpe a Hugo Ospina.

Cargando