Crisis humanitaria en comunidades indígenas del Guaviare

Once resguardos indígenas de Morichal viejo los niños y adultos mayores están muriendo por falta de atención médica y medicamentos

El líder social Orlando Castilla, denunció que en el resguardo indígena de los Punare y Curripacos en Caño Cumare y Cerro Cocuy, jurisdicción del municipio del Retorno Guaviare, están muriendo por falta de atención médica y medicamentos.

Los niños y los adultos mayores son las afectados por virosis, dengue, diarrea, entre otras enfermedades en estas comunidades las cuales escasamente reciben una brigada de salud.

Para llegar a estos dos lugares pueden tardar hasta 10 días por agua, dijo el líder social.

Lea también: La Fiscalía imputó cargos contra el homicida del líder comunal del Guaviare

Funcionarios de la Red de Servicios de Primer Nivel indicaron que buscaran recursos para llevar una brigada de salud a esa apartada región colombiana.

El alcalde del municipio del Retorno Guaviare, Oscar Ospina, dijo que esas comunidades hacen parte de los 12 resguardos indígenas de Morichal Viejo, que está en límites de los departamentos de Inírida y Guaviare. Estas comunidades reciben anualmente del Sistema General de Participaciones $280 millones, dinero que se les entrega una vez presenten los planes de vida.

En la mayoría de los casos estos recursos son utilizados para la compra de lanchas con motores fuera de borda, tejas de zinc, entre otros materiales.

La salud de las comunidades indígenas corre por cuenta de la Red de Servicios de Primer nivel, la misma que está en crisis fiscal y financiera por que el Ministerio de Hacienda no le ha dado el visto bueno al plan de salvamento que presento las directivas de la entidad en el Guaviare ante ese organismo del Gobierno Nacional.

Lea también:  Condenados dos peligrosos delincuentes en San José del Guaviare

Cargando