SAHEL TERRORISMO

Países de Sahel se reúnen el 15 de enero para coordinar acción antiterrorista

Los países del Sahel del Grupo G5 -integrado por Burkina Fao, Mali, Mauritania, Níger y Chad-, se reunirán el próximo 15 de enero para estudiar las modalidades de puesta en marcha de las operaciones militares conjuntas contra el terrorismo en la zona.

Esta fecha fue anunciada por el presidente francés, Emmanuel Macron, que realizó una visita de amistad de dos días a Níger que concluyó anoche.

"Una reunión de ministros se celebrará el 15 de enero con todos los países miembros para ver los detalles para la puesta en marcha de operaciones conjuntas a partir de febrero que permitirán victorias claras contra los terroristas desde el primer semestre en 2018", dijo Macron en declaraciones a la prensa en una comparecencia junto a su homólogo nigerino, el presidente Issoufou Mahamadou.

El presidente francés anunció el compromiso de su país para reforzar las intervenciones militares antiterroristas en la región del Sahel a partir del año que viene.

"La batalla no está todavía ganada y lo he dicho a nuestras fuerzas armadas", dijo Macron en referencia a las fuerzas francesas de Operación Berkane instaladas en la zona.

Asimismo, Macron anunció la movilización de fondos sustanciales que permiten a las fuerza conjunta antiterrorista creada por los países del G5 estar plenamente operativa desde el primer trimestre de 2018.

La Unión Europea se comprometió a conceder una partida de 50 millones de euros (59,2 millones de dólares), mientras otros países del Golfo prometieron contribuir en la financiación de esta fuerza conjunta.

"Durante mi visita a Riad, el príncipe heredero saudí se comprometió a financiar estas fuerzas con 100 millones de euros (118 millones de dólares) que fueron confirmados el pasado 13 de diciembre. Emiratos Árabes también confirmaron que aportarían 30 millones de euros (35,5 millones de dólares)", subrayó Macron.

Por otra parte, Macron y su homólogo Mahamadou analizaron la situación de explosión demográfica en Níger, debido a la baja escolarización de las niñas y el matrimonio precoz, así como el fenómeno de la inmigración clandestina.

Macron anunció la concesión de 10 millones de euros (11,8 millones de dólares) a la Agencia Francesa de Desarrollo para apoyar las políticas de emancipación de mujeres.

Además, ambos presidentes denunciaron con vehemencia el tráfico de seres humanos que va aumentando en la región del Sahel a causa de la crisis política en Libia.

Cargando