Lo más leído

  • Autoridades de Dosquebradas planean construir una vía alterna con Pereira
  • “Curvilínea y elocuente”, le dicen a Paulina Vega por foto bronceándose
  • “¡Qué cuerpazo!”, le dicen a Sara Corrales por foto en bikini en la playa
  • Dau ordenará levantar talanqueras y suspender cobro de peajes en Cartagena
  • El pronóstico para febrero será de temperaturas muy altas: IDEAM
  • Empapada y en traje de baño, mamá de Yina Calderón se toma las redes

Hoy es noticia

Más temas
FÚTBOL AMISTOSO: MÉXICO-ALEMANIA (Color)
FÚTBOL AMISTOSO: MÉXICO-ALEMANIA (Color)

Klinsmann, Matthaus, Blanco y Campos activan el fútbol-nostalgia en México

Los mexicanos Jorge Campos y Cuauhtémoc Blanco y los alemanes Jurgen Klinsmann y Lothar Matthaus, que participaron en las Copas del Mundo México 1986 y Francia 1998, activaron este domingo el fútbol-nostalgia en el Zócalo de Ciudad de México al protagonizar un partido de leyendas.

México, 9 jul (EFE).- Los mexicanos Jorge Campos y Cuauhtémoc Blanco y los alemanes Jurgen Klinsmann y Lothar Matthaus, que participaron en las Copas del Mundo México 1986 y Francia 1998, activaron este domingo el fútbol-nostalgia en el Zócalo de Ciudad de México al protagonizar un partido de leyendas.

Sobre la Plaza de la Constitución, que se ubica a unos pasos del Templo Mayor, en pleno centro de la ciudad, y enfrente del Palacio Nacional se levantó un estadio de fútbol desmontable, de reducidas dimensiones, para recibir a las 15.000 personas que asistieron al encuentro.

La idea era recordar, con un partido extraordinario llamado "Las Revanchas", los encuentros en los cuales los alemanes eliminaron a los mexicanos en cuartos de final y octavos de final en 1986 y 1998.

Los dos equipos estuvieron dirigidos por el alemán Berti Vogts y el mexicano Manuel Lapuente, quienes llamaron a sus mejores hombres.

Los visitantes presentaron en su alineación a jugadores estrellas como Klinsmann, Matthaus, Pierre Littbarski, Andreas Brehme, Klaus Augenthaler, Thomas Berthold, Thomas Hässler y Olaf Marschall, mientras que por los locales se destacó la presencia de Blanco, el exguardameta Campos, Carlos Hermosillo, Manuel Negrete y Pavel Pardo.

La convocatoria que generó el partido fue tal que unos 2.000 aficionados no pudieron ingresar a la zona del estadio y presenciaron el duelo en pantallas de vídeo que se colocaron en las calles aledañas.

Sin mayor pretensión que pasar un rato en una cancha de fútbol, divertirse y reunirse para recordar viejos tiempos, los jugadores ofrecieron destellos de la calidad que los encumbró durante su etapa como profesionales en activo.

Los años, los kilos extra y las limitaciones físicas quedaron de manifiesto en ambos equipos, más marcadas en los mexicanos aunque en ambos conjuntos fueron reemplazadas por esfuerzo, empuje y simpatía, precisamente las risas fueron la constante dentro de la cancha luego de un acierto o un error de cada jugador.

No quedaron atrás las faltas ni los duelos entre algunos jugadores que se tomaron "en serio" el partido como el mexicano Alberto García-Aspe y su duelo con el alemán Pierre Littbarski, quienes se reclamaron de manera airada aunque al final se abrazaron.

Fue una reunión llena nostalgia y fútbol que resultó divertida para protagonistas y espectadores, quienes con sus alaridos y aplausos reconocieron las buenas jugadas de los dos equipos.

El encuentro se celebró en la modalidad fútbol-7 y con dos tiempos de 45 minutos, el primero lo jugaron los protagonistas de 1986 y el segundo los de Francia 1998.

En el primer tiempo Alemania derroto por 3-1 a México y en el segundo, México se impuso por 2-0 para después dar paso a los saludos y abrazos y la despedida en medio de la cancha bajo los aplausos del público que presenció la disputa de la Copa Ciudad de México.

Cargando

Escucha la radio en vivo

Elige una ciudad

Caracol Radio

Caracol Radio
En vivo

Programación

Último boletín

Ciudades

Elige una ciudad

Caracol Radio

Compartir