¿Por qué hay que cambiarle el sistema operativo al planeta?

El director ejecutivo de Panaca respalda la afirmación del ambientalista Paul Hawken, y asegura que hace falta una sociedad más colaborativa.

Más de 1.600 personas de diferentes poblaciones vulnerables del país se han beneficiado con los programas de formación agropecuaria de Fundapanaca. /

“El sistema actual nos orienta a “ganarnos” la vida, pero nadie nos habla de nuestra responsabilidad ante los demás”, dice Luis Javier Botero, quien además de ser uno de los directivos del Parque Nacional de la Cultura Agropecuaria (Panaca), fue la persona que llevó el concepto de “Noviolencia” a la Gobernación de Antioquia, durante la administración de Guillermo Gaviria Correa, asesinado por las Farc en 2003.

Según Botero, ni el comunismo ni el capitalismo han funcionado para “salir del atolladero”, razón por la cual hay que cambiarle el sistema operativo al planeta, como dice el ambientalista Paul Hawken.

“Necesitamos una nueva forma de vivir. El nuevo modelo de desarrollo puede ser uno que se base en desarrollar al sector social, en fortalecer a las ONG (Organizaciones No Gubernamentales), que se organicen en red y solo se necesite un Estado pequeño que simplemente canalice lo que hay que hacer”, señala Botero.

De acuerdo al director ejecutivo de Panaca, así se podría crear una sociedad más participativa, donde haya seres humanos con sentido de responsabilidad y compromiso, aportando en la solución de los problemas.

Agrega que lo que está acabando con el planeta es la violencia contra la naturaleza, razón por la cual la filosofía de Panaca, más que la de ser un parque temático, es ayudar a la comunidad a través de programas de educación, investigación, seguridad alimentaria y labor social. Es así como más de 90 desmovilizados se han graduado como técnicos agropecuarios del programa "Formación de líderes rurales" y algunos se vincularon laboralmente al parque.

“No somos violentos por naturaleza, de lo contrario, estaríamos condenados a extinguirnos”, asegura Botero, quien añade que la paz no se consigue ganándole al oponente, sino convenciéndolo.

Cargando