PARAGUAY EDUCACIÓN

Estudiantes detenidos en mayor universidad paraguaya son puestos en libertad

La Fiscalía levantó hoy la orden de detención contra cuatro estudiantes de la Universidad Nacional de Asunción (UNA) que supuestamente formaban parte de un grupo de 600 universitarios que rodeó el martes el rectorado y evitó la salida de varías personas que participaban en una asamblea en la institución.

Los hechos sucedieron una vez finalizada una asamblea organizada por los alumnos para debatir sobre los cambios en los órganos de gobierno de la UNA, la universidad más grande de Paraguay, donde los docentes se negaron a ceder la posición privilegiada de mayoría absoluta de la que gozan en la toma de decisiones.

Los docentes tienen dos tercios de los votos en los órganos de gobierno de la universidad, lo que merma la capacidad de decisión de los otros dos estamentos, estudiantes y egresados no docentes, y en el caso de votaciones o quórum son los profesores quienes tienen el poder.

Ante la negativa al cambio propuesto por los universitarios, los estudiantes decidieron rodear el edificio donde se celebró la asamblea reteniendo a los participantes, la mayoría de ellos docentes, en el interior del rectorado.

Los asistentes a la asamblea pidieron la presencia de la Fiscalía y la Policía Nacional denunciando que "supuestamente se encontraban retenidos contra su voluntad por los estudiantes", informó el Ministerio Público en un comunicado.

Los cuatro detenidos, que supuestamente formaban parte del grupo de universitarios que cerraba el acceso de salida del rectorado, fueron llamados hoy a declarar por la Fiscalía ante un supuesto hecho de privación ilegítima de libertad.

En ese sentido, la Fiscalía explicó que llamará a declarar en calidad de testigos al jefe de guardia del rectorado, a los asistentes a la asamblea y a representantes estudiantiles.

Asimismo, solicitará las imágenes de los medios de comunicación presentes durante los hechos y las grabaciones de las cámaras de seguridad del predio universitario para verificar quiénes estuvieron implicados en los hechos.

Los estudiantes de la UNA reclaman desde hace días transparencia en la reforma de estatutos de la institución, iniciada hace un año con el cese del entonces rector, Froilán Peralta, y de altos cargos acusados de integrar un supuesta trama de corrupción.

La reforma en la Universidad Nacional de Asunción se inició en septiembre de 2015, con varias movilizaciones y una acampada de más de un mes de duración en el campus universitario, en reclamo de la destitución de Peralta.

Peralta fue encarcelado y liberado en noviembre y cumple con medidas alternativas a la prisión junto con otras 50 personas presuntamente relacionadas con la corrupción en la UNA.

La salida del rector y de otros cargos directivos impulsó el proceso de reforma del estatuto de la principal universidad paraguaya que, según los estudiantes, tiene un sistema corrupto heredado de la dictadura (1954-1989), que nunca se llegó a sanear.

Cargando