BRASIL ECONOMÍA

Desembolsos del banco brasileño de fomento cayeron un 42 % en primer semestre

Los desembolsos del estatal Banco Nacional de Desarrollo Económico y Social (BNDES) en el primer semestre de este año se redujeron en un 42 % frente al mismo período de 2015, hasta 40.120 millones de reales (unos 12.151,5 millones de dólares), informó hoy el banco de fomento del Gobierno brasileño.

La caída del crédito efectivamente desembolsado por el brazo financiero del Gobierno en el primer semestre refleja la grave recesión que enfrenta la economía brasileña, que el año pasado se retrajo un 3,80 %.

El BNDES es la principal fuente de crédito para los proyectos de infraestructura del país, incluyendo carreteras, ferrocarriles, aeropuertos, puertos y redes eléctricas, así como para los proyectos de expansión e inversión de la mayoría de las empresas brasileñas.

De acuerdo con la entidad, en el primer semestre de este año la mayor parte de sus recursos desembolsados tuvo como destino el sector de infraestructura, con créditos por 12.900 millones de reales (unos 3.909 millones de dólares), equivalentes al 32,3 % del total de sus desembolsos.

Enseguida se ubicaron los sectores industrial, con el 29,5 % de los recursos, comercio y servicios (21,7 %) y agropecuaria (16,4 %).

Pese a la fuerte reducción de los desembolsos, el banco informó de que registró en los primeros seis meses del año una reacción de las consultas por créditos hechas por las empresas, así como de las aprobaciones de préstamos, lo que puede evidenciar una recuperación.

"Las consultas y las aprobaciones pasan por una fase de acomodación, lo que sugiere una posible recuperación en el nivel de actividad de la economía", aclaró el BNDES en su comunicado.

En el primer semestre las empresas brasileñas hicieron consultas en el banco sobre condiciones para obtener préstamos por hasta 56.450 millones de reales (unos 17.106 millones de dólares) y la entidad aprobó nuevas financiaciones por 43.910 millones de reales (unos 13.306 millones de dólares), con un crecimiento del 1 % frente al mismo período del año pasado.

"La tendencia de esos indicadores será más clara en los próximos meses, cuando podrán reflejarse las nuevas políticas operacionales del BNDES", agregó el banco.

Los desembolsos del banco de fomento ya había caído en 2015, cuando se ubicaron en 136.000 millones de reales (unos 41.212 millones de dólares), lo que supone una reducción del 28 % en comparación con 2014 y el menor valor desde 2008.

El menor interés de las empresas brasileñas por créditos para inversiones y obras es un reflejo de la grave recesión que enfrenta Brasil desde el año pasado, cuando su economía se encogió en un 3,80 %, su peor resultado en los últimos 25 años.

Los especialistas prevén para este año una nueva retracción, ahora de cerca del 3,20 %, con lo que el país acumulará dos años seguidos de crecimiento negativo por primera vez desde la década de 1930.

Cargando