PANAMÁ CANAL

Riqueza de canal ampliado de Panamá debe ir al pueblo, claman en plena fiesta

Que los recursos que atraiga el canal ampliado a Panamá ayuden a mejorar las condiciones de vida de los panameños fue el clamor elevado hoy por sindicalistas, políticos y asistentes a la ceremonia de inauguración del ensanche.

Panamá, 26 jun (EFE).- Que los recursos que atraiga el canal ampliado a Panamá ayuden a mejorar las condiciones de vida de los panameños fue el clamor elevado hoy por sindicalistas, políticos y asistentes a la ceremonia de inauguración del ensanche.

"La gente necesita salud, educación, vivienda, trabajo digno, buenos salarios, y esos problemas aun no se resuelven", aseguró en la nueva esclusa de Cocolí el secretario general del Sindicato Único Nacional de Trabajadores de la Industria de la Construcción y Similares (Suntracs), Saul Méndez.

"Está pendiente saber cuánto cuesta el canal. Eso no lo sabemos los panameños, ¿cuanto costó esto finalmente?, además hay que ver cómo se administra", dijo Méndez a medios locales en medio de la algarabía de los festejos de corte de cinta de la ampliación.

La obra tuvo una inversión de 5.450 millones de dólares, que puede subir debido a los reclamos económicos que mantiene la contratista, Grupo Unidos por el Canal (GUPC), y que totalizan cerca de 3.400 millones de dólares, algo que Suntracs ha pedido aclarar.

"Ya se habla de un cuarto juego de esclusas. ¿Y las necesidades del pueblo, la salud del pueblo, la educación del pueblo y los salarios?, eso es lo que queremos que se resuelva con el canal", insistió el sindicalista.

La vía interoceánica genera anualmente cerca de 2.600 millones de dólares, de los cuales 1.000 millones se transfieren como aporte al Tesoro panameño. Con la ampliación, el Estado espera que ese aporte se triplique en 10 años.

Dirigentes políticos y religiosos, y algunos de los 20.000 asistentes al evento inaugural, han incidido en la misma dirección, ya que aunque Panamá tiene el canal y un importante centro bancario internacional, sigue siendo uno de los países más desiguales del mundo.

"Tenemos que construir entre todos una sociedad más justa, más inclusiva, lograr que todos los seres humanos tengan acceso a sus derechos para que tengamos un mundo en paz, a esto contribuye la ampliación del canal de Panamá", sostuvo en el evento el arzobispo católico de Bogotá Rubén Salazar, enviado del Vaticano.

"A Panamá como sociedad lo que le compete es tratar de sacar el máximo beneficio de los resultados de este esfuerzo y eso impone una sociedad más equitativa, más justa, donde todos podamos participar de los beneficios del canal", añadió en declaraciones a medios locales el exministro de Economía y Finanzas del gobierno de Martín Torrijos (2004-2009), Ricaurte Vásquez.

La excandidata presidencial (2009) y exministra de Vivienda Balbina Herrera también pidió "que todo lo que se logre con este canal se revierta en el pueblo panameño, que no se sienta que el recurso que se tiene aquí no llegue a la gente".

"La gente del interior se siente como que el canal no le llega, yo creo que la mejor forma es hacerlo a través de la educación, la salud y la producción de comida", sostuvo Herrera.

Desde el año 2010 hasta la fecha, los índices de pobreza en Panamá han disminuido progresivamente. En marzo de 2010, la proporción de personas en condiciones de pobreza fue de 29,8 %, y en marzo de 2015 la tasa se ubicó en 22,3 %.

Según el Banco Mundial, el país centroamericano registró en 2013 un coeficiente de Gini (sobre desigualdad) del 0,52 (entre 0 y 1), lo que lo convierte en uno de los más desiguales de América Latina.

La construcción de la ampliación, que permitirá el paso de barcos con hasta 13.000 contenedores, tres veces más que en la vía centenaria, inició en 2007 con un costo inicial de 5.250 millones de dólares.

Las nuevas esclusas, el principal proyecto de la ampliación, las construyó el GUPC, liderado por la española Sacyr e integrado por Salini Impregilo (Italia), Jan de Nul (Bélgica) y CUSA (Panamá), tras un contrato firmado en 2009 por 3.118 millones de dólares.

Los actos oficiales de hoy incluyen la asistencia de presidentes de cerca de una decena de país, además del rey emérito de España, Juan Carlos I, quienes verán el barco Cosco Shipping Panama pasar por la nueva esclusa del Pacífico.

Cargando