El Louvre cerró sus instalaciones para evacuar las obras de las zonas inundables

El objetivo, según un comunicado, es trasladar ese patrimonio a plantas superiores.

El Museo del Louvre anunció que ha decidido cerrar sus instalaciones al público para proteger las obras que se encuentran en zonas que corren el riesgo de verse inundadas ante la persistencia de las lluvias y la crecida del río Sena.

El objetivo, según un comunicado, es trasladar ese patrimonio a plantas superiores.

París registró este pasado mayo su mes más lluvioso desde 1873 y las aguas del Sena han alcanzado ya los 5,10 metros, una altura que llevó al museo a activar su "célula de crisis", ante la recomendación de su servicio de prevención y seguridad (SPSI).

La pinacoteca parisina, la más visitada del mundo desde hace años, con medias anuales que se acercan o superan los nueve millones de visitantes, puso en marcha en 2002 un plan específico de prevención ante posibles inundaciones.

El programa, según su comunicado, incluye la observación diaria del nivel del Sena, la creación de un registro sobre las obras que deben ser trasladadas a plantas superiores, la instalación de dispositivos de evacuación del agua o el proyecto de traslado de sus reservas a la localidad de Liévin.

Cargando