PERÚ ACCIDENTE

Policía peruana encontró muertos a tres de los cinco ocupantes de helicóptero

La Policía Nacional de Perú encontró hoy los restos calcinados de tres personas, de las cinco que viajaban en un helicóptero contratado por la compañía brasileña Odebrecht en la región Cuzco, tras ubicar la nave estrellada en un cerro.

El jefe de la Policía en Cuzco, Luis Pantoja, explicó a la agencia estatal Andina que un equipo de búsqueda, formado por policías y bomberos, encontró los restos de tres personas y el fuselaje destrozado de la nave en la zona del abra de Málaga, en la provincia de La Convención.

Pantoja indicó que la zona del accidente es muy agreste y está ubicada a más de 4.000 metros sobre el nivel del mar.

"Se espera la llegada del fiscal para iniciar la operación de evacuación de los restos de las víctimas que, de momento, no han podido ser identificadas por encontrarse calcinadas", declaró el jefe policial.

"El grupo de búsqueda sigue explorando la zona para tratar de ubicar a las otras víctimas", agregó.

Un comunicado de la empresa Gasoducto Sur Peruano informó que uno de los equipos de búsqueda ubicó, hoy a las 9.30 horas (14.30 GMT), los restos del fuselaje de la aeronave en la zona del abra de Málaga, en Cuzco, y que continuaba la búsqueda de los ocupantes.

A bordo del helicóptero, contratado a la empresa Heliflight, iban 5 personas: el piloto, dos mecánicos y dos integrantes de Odebrecht, la compañía brasileña que construye el gasoducto en el sur del país, precisó el comunicado.

La empresa Gasoducto Sur Peruano movilizó ambulancias, rescatistas, equipamientos médicos para emergencias de alto trauma y personal para control y seguridad vial.

Un portavoz de Heliflight confirmó a Efe que la nave fue reportada como desaparecida al no llegar, la tarde de ayer, a la ciudad de Cuzco, procedente de Quillabamba.

La Fuerza Aérea del Perú (FAP) también activó el Sistema de Búsqueda, Salvamento y Rescate con un helicóptero MI-17 usado por las fuerzas armadas en el Valle de los ríos Apurímac, Ene y Mantaro (VRAEM), donde combaten al terrorismo y el narcotráfico.

Cargando