Denuncian a dos yihadistas australianos por esclavizar y violar a mujeres

Dos conocidos yihadistas australianos que combaten con el estado Islámico (EI) en Oriente Medio, Khaled Sharrouf y Mohamed Elomar, fueron acusados de esclavizar y violar a mujeres de la minoría religiosa Yazidi, en el norte de Irak, informaron hoy medios locales.

Sídney (Australia), 23 ene (EE).- Dos conocidos yihadistas australianos que combaten con el estado Islámico (EI) en Oriente Medio, Khaled Sharrouf y Mohamed Elomar, fueron acusados de esclavizar y violar a mujeres de la minoría religiosa Yazidi, en el norte de Irak, informaron hoy medios locales.

Dos víctimas que aseguran haber escapado del control de Sharrouf y Elomar denunciaron que los yihadistas compran a las mujeres en un mercado de esclavos para forzarlas a casarse, según informa el canal "Sky News" de la televisión por cable.

Las dos mujeres, que ahora se encuentran refugiadas en Irak, señalaron que Sharrouf y Elomar las llevaron a ese mercado tras ser secuestradas y trasladadas a territorio sirio el año pasado.

Una de ellas relató la víspera a la cadena local ABC las amenazas y el horror vivido bajo el yugo de Sharrouf, quien pasó un tiempo en prisión en Australia por su implicación en planes terroristas.

"Una noche estaba llevando a una niña abajo y cuando la niña fue devuelta, esta nos relató que él le había dicho que si no se casaba o sometía a él la vendería a otro y si le contaba lo sucedido a su esposa la vendería o la mataría", según las declaraciones de la mujer.

Los hijos de Sharrouf también fueron acusados de torturar a las mujeres, mientras que Elomar presuntamente violó o amenazó con ultrajar a dos de las féminas cautivas, según la fuente.

Los dos yihadistas australianos han publicado varios mensajes en las redes sociales documentando sus acciones, pero se trata de la primera vez que se obtienen testimonios que señalan que Sharrouf y Elomar se encuentran en Raqqa, lugar que ha sido declarada como capital del Estado Islámico.

El desplazamiento a ese lugar es considerado un delito según las nuevas leyes antiterroristas contra los combatientes extranjero.

La ministra australiana de Exteriores, Julie Bishop, dijo ayer que hay 180 ciudadanos de su país combatiendo en las filas de las milicias extremistas o apoyando estas acciones desde Australia. EFE

Cargando

Escucha la radio en vivo

Elige una ciudad

Caracol Radio

Caracol Radio

Programación

Último boletín

Ciudades

Elige una ciudad

Caracol Radio

Compartir