México propone iniciar proceso para lograr tratado global de desarme nuclear

El Gobierno de México, anfitrión de la II Conferencia Internacional sobre el Impacto Humanitario de las Armas Nucleares, propuso hoy iniciar un proceso diplomático a escala global orientado a lograr un "instrumento vinculante" para la eliminación total de ese tipo de armamento, dijo hoy la Cancillería.

México, 14 feb (EFE).- El Gobierno de México, anfitrión de la II Conferencia Internacional sobre el Impacto Humanitario de las Armas Nucleares, propuso hoy iniciar un proceso diplomático a escala global orientado a lograr un "instrumento vinculante" para la eliminación total de ese tipo de armamento, dijo hoy la Cancillería.

El embajador Juan Manuel Gómez Robledo, vicecanciller mexicano para Asuntos Multilaterales y Derechos Humanos, enfatizó al clausurar la Conferencia que "ha llegado el momento para materializar los esfuerzos encaminados a lograr el desarme nuclear".

Ante representantes de 146 países, 119 organizaciones civiles y diez organismos internacionales, México presentó en Nuevo Vallarta, estado occidental de Nayarit, un documento de conclusiones que será el punto de partida para materializar los esfuerzos encaminados a la eliminación total de las armas nucleares.

Gómez Robledo puntualizó que la Conferencia convocó a todos los países a comenzar "un proceso diplomático que tenga como objetivo la eliminación total de las armas nucleares".

De acuerdo con el funcionario, ese proceso "nos debe llevar al compromiso para alcanzar los estándares y normas internacionales a través de un instrumento legalmente vinculante para todos".

"Este proceso diplomático debe incluir un calendario específico para definir los foros más apropiados para nuestro fin, y ser un marco sustancial y claro que haga del impacto humanitario la esencia de los esfuerzos del desarme", abundó.

"La Conferencia ha marcado un punto de no retorno en los esfuerzos internacionales hacia el desarme nuclear", señaló el Ministerio de Relaciones Exteriores de México.

Además, el Gobierno mexicano expresó su beneplácito por la iniciativa de Austria para ser la sede de la III Conferencia Internacional sobre el Impacto Humanitario de las Armas Nucleares, lo que ratifica el nuevo impulso de la comunidad internacional para lograr esa meta.

Durante las sesiones de esta Conferencia, expertos nacionales y extranjeros demostraron los efectos letales y nocivos que tendría la detonación de cualquier arma nuclear "en la salud pública, el cambio climático, la seguridad alimentaria, el desarrollo, el crecimiento económico y el desplazamiento de las poblaciones, entre otros".

Asimismo, recordaron que este viernes se conmemora el 47 aniversario de la apertura a firma del Tratado de Tlatelolco, instrumento que permitió alcanzar pasos importantes en la meta por la seguridad nuclear del mundo.

"Con este Tratado, América Latina y el Caribe se consolidó como la primera zona densamente poblada libre de armas nucleares en el mundo. Este logro le valió al diplomático mexicano Alfonso García Robles el Premio Nobel de la Paz en 1982", recordó al Cancillería.

Entre las grandes ausencias en la reunión de Nuevo Vallarta figuran las cinco grandes potencias nucleares: China, Estados Unidos, Francia, Reino Unido y Rusia, que rechazaron la invitación que les hizo México para la cita, como sucedió hace un año en Oslo.

Según datos mencionados en el encuentro, en la actualidad nueve países gastan más de 100.000 millones de dólares anuales en armas nucleares, y que el solo hecho de poseerlas y mantenerlas conlleva graves consecuencias humanitarias.

Se estima que China, Corea del Norte, Estados Unidos, Francia, India, Israel, Pakistán, Reino Unido y Rusia poseen miles de armas nucleares. EFE

Cargando