Colombia, Guatemala, México y Panamá alertan sobre amenaza del narcotráfico

El narcotráfico es el más rentable de los crímenes y supone una amenaza a nuestras democracias", dijo el presidente panameño Martín Torrijos.

Los presidentes de Panamá, México, Colombia y Guatemala advirtieron que sus Estados se encuentran amenazados por el narcotráfico, con sus diferentes ramificaciones criminales, y expresaron su voluntad de hacerle frente de forma decidida y conjunta. El mandatario panameño, Martín Torrijos, y sus colegas de México, Felipe Calderón; Colombia, Alvaro Uribe; y Guatemala, Alvaro Colom, se refirieron a ese tema al inaugurar una cumbre a cuatro bandas que se celebra en Panamá "contra la delincuencia organizada". "El narcotráfico es el más rentable de los crímenes y supone una amenaza a nuestras democracias", dijo Torrijos en la sesión inaugural de la cumbre, después de la cual los asistentes pasaron a reunirse a puertas cerradas. "Este encuentro, en síntesis, busca crear mecanismos efectivos regionales contra la delincuencia organizada y el narcotráfico", explicó el gobernante panameño. "Esta es una lucha de tal magnitud, que no puede librarse por un solo país", añadió y aseguró que "el narcotráfico es un negocio ilícito capaz de penetrar molecularmente" en las sociedades. Torrijos alertó que "el crimen organizado busca destruir la autoridad del Estado y la cohesión social, sin respeto a fronteras ni jurisdicciones". "Debe ser tratado como una amenaza contra la gobernabilidad", sostuvo, al tiempo que consideró que en todo momento esa lucha debe llevarse a cabo "con apego a los derechos humanos". Uribe se mostró en desacuerdo con la tesis que atribuye la existencia de la criminalidad a un problema social pendiente por resolver y que identifica la seguridad con "políticas de derechas". "La seguridad no es un apéndice ideológico, sino un principio democrático", declaró Uribe, para quien "el crimen es un motor contra el desarrollo que causa pobreza". "El crimen no tiene límites, no tiene límites de cantidad ni de calidad, no tiene límites entre Estados e irrespeta la ley nacional y la internacional", agregó. Por su lado, el presidente de Guatemala consideró necesario equilibrar las asimetrías en recursos para combatir al narcotráfico y mejorar los sistemas de justicia, persecución criminal y operatividad" ante el crimen organizado. Calderón recordó que "toda nación que aspira al desarrollo debe garantizar un sistema de libertades y seguridad públicas". Advirtió de que el narcotráfico amenaza la paz de las sociedades y de la necesidad de que unan esfuerzos "bajo el principio de corresponsabilidad". "La información es poder", sostuvo Calderón, al establecer la urgencia de "disponer y compartir información" para combatir internacionalmente al crimen organizado. En ese contexto, se comprometió ante al resto de gobernantes presentes a poner a su disposición su base de datos, en referencia a la documentación policial mexicana sobre criminalidad. Se refirió, además, al tráfico de armas, al de personas, y al "lavado" de dinero. "Si logramos detener el tráfico de armas y el ocultamiento de operaciones que financian la criminalidad, estaremos dando un paso decisivo", aseguró Calderón. "América Latina tiene el reto de iniciar un nuevo capítulo en la lucha por la paz y la seguridad", concluyó. Esta cita responde a una iniciativa que presentó el presidente de Panamá en pasado diciembre durante la Cumbre de América Latina y el Caribe (CALC) celebrada en la ciudad brasileña de Costa do Sauípe, que fue secundada por los Gobiernos de México, Guatemala y Colombia.

Cargando

Escucha la radio en vivo

Elige una ciudad

Caracol Radio

Caracol Radio

Programación

Último boletín

Ciudades

Elige una ciudad

Caracol Radio

Compartir