De Película

Midsommar, ni cerca de alcanzar la grandeza de El Legado del Diablo

El nuevo film de Ari Aster, pese a navegar los terrenos del terror, no logra ser tan perturbador como su predecesor.

Dani es una mujer que sufre un episodio traumático al interior de su familia, este terrible incidente termina marcando su existencia. Como una especie de soporte para enfrentar los momentos difíciles aparece en el panorama Christian, su novio.

Esta pareja, junto con los amigos de él, deciden pasar el verano en un lugar ubicado en la geografía de Suecia, allí en una suerte de villa, se lleva a cabo cada cierto tiempo, un ritual que no es tan inofensivo como se presenta en un principio. @caracoldepeli

 

 

Cargando