Coronavirus Covid-19

Cabildo Zenú de Cartagena se está quedando sin alimentos por la cuarentena

La falta de ingresos de las personas que viven del día a día y la imposibilidad de cultivar, tiene a esta comunidad al borde de una crisis

La emergencia sanitaria del Coronavirus también ha salpicado al Cabildo Zenú de Membrillal en Cartagena. Esta comunidad indígena está a punto de quedar sin alimentos, porque la mayoría de las personas que viven del día a día no están generando ingresos para llevar el pan a sus familias.

"La mayoría de nuestros compañeros indígenas son tinteros o se dedican a otro tipo de ventas ambulantes. Por la crisis del Coronavirus, no ha sido posible que ellos salgan a comercializar sus productos", aseguró Leovigildo Castillo, líder del Cabildo.

El proceso de desalojo que se viene adelantando hace dos años, los ha dejado desamparados, ya que muchos de los alimentos que consumían eran obtenidos por medio de la siembra de cultivos en terrenos aledaños.

 

"Desde el litigio del desalojo se paralizó todo. Aquí sembrábamos productos como yuca, ñame, maíz y hortalizas y eso nos ayudaba tanto a reducir gastos de nuestra alimentación, como a tener más recursos. Hoy nos entregaron un terreno de cinco hectáreas para cultivar, pero si no tenemos para comprar comida, mucho menos para las semillas que se requieren", sostuvo Castillo.

La comunidad indígena le pide a la Alcaldía de Cartagena y la Gobernación de Bolívar, entregar ayudas humanitarias antes que se presenten problemas de salud por la falta de alimentos. "Se han hecho varios llamados a las autoridades, pero no hemos visto presencia. Necesitamos que nos ayuden, no queremos morir de hambre", expresó Leovigildo.

"Yo me dedicaba a vender tintos, pero desde hace tres semanas no salgo. No tengo para la comida de mi familia, la comunidad está triste y con temor de lo que pueda pasar", manifestó Dionisio, un miembro de la comunidad que se dedica a la venta ambulante.

 

El Cabildo Zenú de Membrillal denunció que tampoco cuentan con elementos de protección personal para hacerle frente al Covid-19. En total son 104 familias que se ven afectadas.

Cargando