Escaleras eléctricas de la Comuna 13 de Medellín, referente mundial

En esa zona los anfitriones son los habitantes de la comuna con sus bailes, grafitis, paletas de mango biche, entre otras.

Las escaleras eléctricas en el occidente de Medellín, no sólo mueven 4 mil pasajeros al día, sino que estas escaleras movilizan emociones, progreso y atrae cientos de turistas a la ciudad.

Una de las empresas que acompaña a la comunidad de esta zona es ascensores Schindler Colombia, que se encarga del mantenimiento de las escaleras y quienes además apoyan procesos comunitarios que permitan su cuidado, buen uso, seguridad y apropiación permanente.

Wagner Oliveira, gerente general de la empresa, manifestó que hay un "detrás de cámaras" de las escaleras, que comenzó desde el año 2009, cuando inició el proceso de construcción.

“El servicio que prestamos a la comunidad es de mantenimiento, además todo trabajo y ayuda que le ofrecemos a la comunidad de la 13 es muy enfocado seguridad, tenerlas disponible a los usuarios. El papel de nosotros es importante porque el barrio se transformó totalmente, desde el 2011 que se puso en marcha se ofrecen por parte de la comunidad varios servicios, ha traído desarrollo, mejoró el comercio y vienen empaquetado el turismo por las escaleras”, resaltó.

Los habitantes de la comuna se apropiaron de las escaleras con sus bailes, grafitis, paletas de mango biche, cafés y otros beneficios, y las escaleras duran porque fueron hechas para estar a cielo abierto y no encerradas como en un centro comercial.

“Son escaleras especiales, proyectadas para trabajar bajo intemperie, se les hace un mantenimiento frecuente, los trabajadores hacen un entrenamiento en Bogotá para tenerlas disponibles para los usuarios. Este es un proyecto icónico en el mundo, que atrae millares de turistas, son pocos los proyectos a nivel mundial que tienen un impacto como el que se vive en las escaleras”, dijo Wagner Oliveira.

Un turista Brasileño dijo que esta maravillado con lo que observa en la comuna 13: “Me impacto mucho conocer este trabajo, no solo por las escaleras, sino por el cambio, como empresario y turista, invito a la comunidad a ver el cambio en la comuna 13, es muy chévere”.

Cargando